Javier Navascués - 3 marzo 2020

Unas 10.000 personas, según miembros de la seguridad, salieron el pasado sábado a la calle en Murcia para manifestarse a favor del 'pin parental', en contra del adoctrinamiento en las aulas, y para pedir que las leyes no coarten la libertad de los padres a la hora de elegir la educación de sus hijos.

A la manifestación, que ha partido pasadas las 17.30 horas de la Plaza Circular, ha recorrido la Gran Vía para finalizar frente a la Delegación de Gobierno, se han sumado una treintena de asociaciones a nivel nacional. Allí, frente a la Delegación se ha producido la lectura del manifiesto de los tres padres convocantes. Entrevistamos a uno de ellos Francisco Martínez Peñaranda.

Háblenos de la importancia de que los convocantes fuesen tres padres a nivel particular.

Hemos querido ser tres padres a título particular los convocantes de la manifestación para mostrar claramente que no hay otra razón sino la defensa de nuestros derechos. No existe ninguna intencionalidad política ni religiosa ni de ningún otro matiz.

Las asociaciones de todos los ámbitos de la vida pública se les ha invitado a sumarse a la manifestación sin pedir explicaciones lo importante es la causa buscando lo que nos une y dejando a un lado lo que nos separa.

Por supuesto se ha invitado a participar a aquellos partidos políticos que defienden nuestra causa como expresión política de nuestras demandas y han sido bien recibidos partidos como Vox.

Y sobretodo de que se oiga su voz en la opinión pública sobre la necesidad del pin parental...

El ahora llamado pin parental que algunos no saben lo que significa es lo que toda la vida ha sido el consentimiento informado que se pide a los padres para cualquier actividad en la que participan sus hijos fuera del currículo. Eso que es lo más normal del mundo ahora se cuestiona por el interés del Estado en adoctrinar en las aulas. Ante lo cual ha surgido este movimiento de la sociedad civil en contra.

También es importante que les respaldasen unas 30 asociaciones, como representantes de la sociedad civil...

Efectivamente nos han respaldado y se han sumado a la manifestación más de 30 asociaciones muy diversas pero con un denominador común y es la defensa de la libertad de los padres a educar a sus hijos en sus valores morales y éticos. Este es un derecho natural y además está consagrado en nuestra constitución, derechos fundamentales y convenciones internacionales. Nuestras leyes lo contemplan y desarrollan ampliamente en el derecho de familia.

El Estado debe ser absolutamente neutral en temas que no le corresponden. Una cosa es enseñar civismo, valores universales o aquellos que dimanan de nuestra Constitución y otra muy distinta es utilizar la escuela como plataforma para el adoctrinamiento en un pensamiento único dirigido y orquestado por el Estado.

¿Qué balance haría de la manifestación?

El balance de la manifestación ha sido muy positivo. No ha habido una manifestación tan multitudinaria como esta en toda España por este motivo. Lo que demuestra que la sociedad está despertando y cada vez está más concienciada de este problema. Esta manifestación ha sido un paso de gigante una demostración de que no somos pocos los descontentos y una llamada de atención a los políticos que gobiernan y legislan al margen de las familias. Habrá un antes y un después de esta protesta.

Esto no queda aquí sino que van a pedir que les reciban los políticos de la región...¿Qué van a pedir?

Esto no queda aquí. La protesta en las calles es una voz que clama pero ahora hay que pasar a los hechos. Nuestro siguiente paso es hablar con el gobierno de la región de Murcia.

Le pedimos desde este momento una cita para que nos reciba y lo haremos oficialmente en unos días. Si el presidente no nos recibe demostrará una vez más que no le importa el clamor de la gente y que gobierna a espaldas de la ciudadanía. Esperamos que no sea así y rectifiquen.

¿Quiere añadir algo?

Quiero añadir para decir claramente que nuestra lucha es justa y lo que hacemos no tiene un tinte puramente político sino que es una reivindicación de justicia y de libertad.

Relacionados