La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos unirá sus fuerzas a las Comunidades Autónomas de Galicia, Asturias, Cantabria y Castilla y León –aquellas con mayor presencia de lobos en su territorio– para promover medidas de protección a la ganadería extensiva. En una reunión celebrada hoy en Santander, el secretario de Ganadería de UPA, Román Santalla, ha anunciado que recurrirán la orden de inclusión del lobo ibérico en el listado de especies protegidas (LESPRE).

Un recurso ante la Audiencia Nacional que previsiblemente se producirá en unidad de acción de las organizaciones profesionales agrarias representativas y en paralelo al que realizarán, por su parte, los Gobiernos autonómicos. El objetivo: frenar una sobreprotección del lobo ibérico que consideran ideológica y no ajustada a la realidad que sufren miles de ganaderos en la mitad norte de España.

Desde UPA se confiesan “indignados y engañados” con el Ministerio para la Transición Ecológica, que se comprometió a negociar con los ganaderos y a aprobar una Estrategia de gestión de forma previa a la inclusión del lobo en el LESPRE. “Algo que no ha ocurrido, ahondando un enfrentamiento entre medio rural y medio urbano, entre ganaderos y partidarios de la sobreprotección del lobo”. Lo que, en su opinión, “no beneficiará a la especie ni desde luego a la ganadería”.

“Seguiremos trabajando en unidad de acción con todo el sector para que vuelva la cordura y la ganadería se blinde frente a los ataques de la fauna salvaje, que causa graves pérdidas en el sector y una enorme sensación de desamparo en el medio rural”, ha asegurado el responsable ganadero de UPA, el gallego Román Santalla.

Fuente: www.upa.es