·            Se trata de una apuesta del Ayuntamiento de Madrid por una administración más digital, poniendo a disposición de los ciudadanos y empresas servicios electrónicos más eficientes e innovadores

·            Se han adaptado y simplificado los conceptos administrativos para una mejor comprensión por parte de la ciudadanía 

·            La identificación a través de cl@ve facilitará el acceso a los servicios a la gran mayoría de los ciudadanos, ahorrando tiempo, desplazamientos y papel

·            Las Oficinas Integrales de Atención al Contribuyente han incrementado un 13 % las atenciones al ciudadano durante el primer semestre en relación con el año 2021

·            En la campaña de la Renta 2022 se han atendido a más de 27.000 personas, a través de internet y de manera presencial a personas mayores de 65 años

 

El Ayuntamiento de Madrid ha puesto en marcha desde el pasado mes de junio la nueva plataforma de gestión de ingresos a través de la cual se gestionarán este año el Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) y la Tasa de Residuos Urbanos de Actividades (TRUA).

Una iniciativa que se enmarca en el proceso de transformación que está llevando a cabo la Agencia Tributaria del Ayuntamiento de Madrid para transformar la gestión de todos los tributos e impuestos municipales.

El proyecto cuenta con un presupuesto de 13,8 millones de euros, una cantidad que permitirá adaptar todos los tributos municipales a las nuevas tecnologías del siglo XXI. Una transformación que pondrá fin a más de veinte años sin realizar cambios en los trámites que el ciudadano lleva a cabo con la administración.

Esta mañana, la delegada de Hacienda y Personal, Engracia Hidalgo, ha visitado las instalaciones de la Agencia Tributaria de Madrid, situada en la calle Sacramento, número 5, donde ha mantenido un encuentro con los técnicos de este organismo, quienes han presentado a la delegada las novedades en la gestión de este impuesto y tasa municipal.

 

Simplicidad, eficiencia, calidad de información y proactividad

La implantación de esta nueva plataforma para un tributo tan importante como es el IBI para la ciudad de Madrid muestra la apuesta de la Agencia Tributaria de Madrid (ATM) por una administración más digital, poniendo a disposición de los ciudadanos y empresas servicios electrónicos más eficientes e innovadores para facilitar el cumplimiento de las obligaciones tributarias de los ciudadanos.

 

La nueva plataforma se centra completamente en el ciudadano y en los servicios que la administración puede prestarle aplicando en todas sus relaciones con el contribuyente los principios de simplicidad, eficiencia, calidad de información y proactividad.

 

El IBI es el principal impuesto municipal. A través de él se recaudan cerca de 1.500 millones de euros anuales y afecta a 2.2 millones de inmuebles. La TRUA, por su parte, la pagan los locales con usos distintos a vivienda por los residuos urbanos que generan, y supone aproximadamente 40 millones de euros de ingresos.

 

Los nuevos servicios digitales se han rediseñado completamente para hacerlos más accesibles por los ciudadanos, eliminando la brecha administrativa que existía, ya que se han adaptado y simplificado los conceptos para una mejor comprensión por parte de los madrileños.

 

Además, estos nuevos servicios digitales son completamente accesibles desde el móvil, permitiendo realizar todas las consultas o gestiones de IBI y TRUA (pago, realizar solicitudes, obtener justificantes, etc.) desde cualquier dispositivo móvil conectado a Internet, como un teléfono o una tablet, con total adaptación al propio dispositivo de consulta.

 

La realización de todos estos trámites por parte del ciudadano sólo requerirá de su previa identificación a través de cl@ve, la plataforma de identificación del ciudadano para todas las administraciones públicas cuyo uso está ampliamente extendido entre los madrileños y que, además, puede ser obtenida en las propias oficinas municipales de atención a la ciudadanía.

 

La delegada ha señalado que "los nuevos avances tecnológicos permitirán eliminar la complejidad del uso de los certificados electrónicos sin perder por ello la seguridad en las transacciones que se realicen con la administración municipal. Además, se acerca la administración municipal al ciudadano, haciéndose más digital y centrando sus recursos presenciales en atender con mayor calidad a quién lo necesita".

 

Por otra parte, a través de nuevos servicios digitales que la plataforma de gestión de ingresos municipales incorpora, se desarrollan otros importantes elementos de simplificación para el ciudadano, entre los que destacan que:

 

  • No será necesario aportar información que ya está en poder de la administración, como por ejemplo el certificado de familia numerosa para una solicitud de un beneficio fiscal, ya que el sistema permite la consulta de dicha información.
  • Se reducen a la mitad el número de comunicaciones que se envían a los ciudadanos y se simplifica su contenido y lenguaje, en un importante esfuerzo de transparencia y acercamiento a los contribuyentes.
  • Todas las comunicaciones serán accesibles electrónicamente, ahorrando tiempo, desplazamiento y papel.
  • Se incorpora la actuación automatizada en la aplicación de los tributos municipales, permitiendo, por ejemplo, recibir la resolución de un procedimiento a través de la web de forma instantánea, y de forma inmediata en las Oficinas de Atención Integral al Contribuyente (OAICS), a través de una atención personalizada, sin tener que esperar como antes que el resultado le fuese remitido a su domicilio posteriormente.

 

La delegada ha avanzado que "esta transformación digital de la ATM comienza con el IBI y la TRUA, pero prosigue con la incorporación de otros tributos y otras medidas de eficiencia y simplificación, como por ejemplo, la generación de borradores para las principales autoliquidaciones municipales o la ampliación y modernización de los medios de pago".

 

Incremento en un 13 % de las atenciones

Por otra, parte, Hidalgo ha hecho balance de las atenciones realizadas por las Oficinas de Atención Integral al Contribuyente (OIACS), que durante los seis primeros meses del año han atendido a 134.482, un 13 % más que durante el mismo periodo del pasado año.

 

En lo referente a las causas que justifican la visita de los contribuyentes a las oficinas de la ATM destacan las gestiones asociadas al impuesto de plusvalía que han representado un 25 % del total de las consultas realizadas. El número de atenciones de este tributo se ha estabilizado en relación con las de 2021. La atención presencial respecto a este impuesto incluye un alto nivel de asesoramiento por parte de los funcionarios que atienden estas necesidades, facilitando al contribuyente la presentación de la autoliquidación.

 

En el primer semestre de 2022, las consultas relacionadas con el Catastro y el IBI han escalado un puesto respecto al mismo periodo en 2021, situándose en segundo lugar con un 17 %, de las atenciones, un 4% más que en 2021. Con más de 2,2 millones de inmuebles, la mayoría de los cuales están sujetos al pago del tributo, este impuesto es una de las causas principales de demanda de servicios presenciales.

 

Asimismo, son especialmente relevantes los servicios de atención especializada en materia de Catastro que presta la ATM, gracias al convenio existente con la Dirección General del Catastro del Ministerio de Hacienda, a través de los cuales se puede pedir una cita previa y obtener los certificados digitales que contienen la información catastral.

 

En tercer lugar, con el 15 % de las consultas, se encuentran las citas asociadas a procedimientos de recaudación ejecutiva. Se trata de ciudadanos que buscan información relacionada con deudas no satisfechas en periodo voluntario de pago, que incluso han podido derivar en embargos.

 

El resto de las atenciones presenciales, el 43 %, se distribuyen entre distintas necesidades, como la petición de duplicados de recibos y otros documentos de pago, la domiciliación de recibos o la solicitud de aplazamientos y fraccionamientos.

 

Campaña de apoyo a la declaración del IRPF

El Ayuntamiento de Madrid, a través de la Agencia Tributaria municipal, ha prestado, un año más, un servicio especial de apoyo para presentar las declaraciones del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, labor que se realiza en ejecución del convenio de colaboración suscrito con la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT).

 

En la campaña de este año, destinada a la presentación de la declaración del pasado ejercicio, se ha retomado la atención presencial (suspendida durante la pandemia) con el fin de prestar asistencia a las personas mayores de 65 años, manteniendo también el canal de atención a través de una plataforma telefónica, atendiéndose por ambos canales a más de 27.000 personas, y presentado más de 19.000 declaraciones.