Se inhabilitará la circulación en uno de los tres carriles de las vías de servicio de la autovía, a la altura del kilómetro 12,85 sentido Burgos y 12,5 sentido Madrid, sobre los ramales de la M-40.

 

El Ministerio de Fomento ha informado que los trabajos consistirán en la adecuación de los pretiles, reparaciones estructurales, trabajos de fresado, impermeabilización del tablero y la reposición del firme en la parte superior del tablero.

Para crear la menor incidencia posible en el tráfico, Fomento asegura que se trabajará en dichas obras de reparación de manera simultánea en ambas calzadas.

FUENTE: http://cadenaser.com/emisora/2017/08/03/ser_madrid_norte/1501741422_846236.html