Cada vez son más los casos donde el consumidor exige a una empresa todas aquellas necesidades que quieren saciar en el menor tiempo posible y de la manera más eficiente que se pueda realizar, por lo que las compañías deben estar al pie del cañón y ofrecer a sus clientes asiduamente productos o servicios de manera actualizada.

Los canales de distribución son el medio por el cual estas empresas ofrecen soluciones para facilitar la vida de sus clientes, siendo hoy en día el canal digital, uno de los más efectivos en cuanto a conversión final de compra. Gracias a esto, numerosas empresas incluyen de manera directa la omnicanalidad en el apartado online dentro de la rutina o ''customer journey'' del cliente mediante diversas técnicas de márketing.

El Portal de Empleo Jobatus ha efectuado un estudio reciente entrevistando a 3.690 empresas registradas en su web, el cual demuestra que el 93% de estas empresas estructura e implementa nuevos planes de marketing acorde a las necesidades de sus clientes e intenta estar presente en casi todos los procesos de su día.

¿Cómo integrar el journey en tu estrategia de márketing?

Toda idea nace previamente de un concepto, la manera más idónea para iniciar un proyecto es efectuando una tormenta de ideas o brainstorming con el objetivo de identificar primero los distintos puntos de contacto con el cliente, donde es más factible estar presente en su día a día y en qué momento no debería estar la marca por circunstancias adversas, permitiendo a la empresa moldearse a las necesidades del consumidor.

Está tan presente el internet en el día a día de las personas que el canal digital supone un 70% de los hábitos de compra del consumidor a nivel diario, algo que debería estar presente en las marcas a la hora de presentarse como tal. Unos datos que nos llevan a preguntarnos el porqué está cambiando de esta manera la manera en la que se consume hoy en día, que se puede resumir en dos fenómenos claves:
 
1. Las Redes Sociales: Existen desde hace ya tiempo, pero no es hasta hace pocos años que el modelo comercial se ha integrado en estas plataformas; la primera en realizarlo fue Facebook, la cual mostró la capacidad de usar esta red como herramienta corporativa ad hoc al sistema comercial y permitiendo a los profesionales del marketing una mayor movilidad y alcance hacia sus clientes. Como seguimiento de esto, el resto de las redes sociales como Instagram, Twitter o LinkedIn han establecido los mismos pasos en función al público al que dirigen estas empresas.
En cuanto a datos, las redes sociales han denotado un 79% de nuevos usuarios en 2022, tomando como referencia el año base desde que Facebook plantea un modelo de negocio online en 2014, pasando de 1.634 millones a 3.740 millones de usuarios en marzo de 2022. Esto va de la mano con la educación del consumidor para la utilización de internet y por ende, un aumento en el ecommerce.
 
2. Los servicios online: A nivel de usuario, un 62% de personas han cambiado el ordenador por los dispositivos móviles, todo ello debido a que las principales empresas se adaptan y comienzan a funcionar mediante aplicaciones con motivo de estar presente constantemente en un elemento fundamental de las personas hoy en día, el móvil. Es por esto que la gran mayoría de empresas obligan al consumidor a descargar su aplicación para abordarlos mediante recordatorios, notificaciones y pop-ups de sus servicios. Las apps comerciales que más destacan hoy en día en términos numéricos son Uber con 75 millones de usuarios, Spotify con 90 millones y Netflix con 110 millones.
 
En definitiva, un buen plan de marketing no puede estar exento de tomar como referencia el modelo digital, debido a que el consumidor está experimentando un cambio en el comportamiento de los hábitos de compra y por ello, las compañías van a aumentar de manera significativa sus ventas si aplican este modelo.