Después de que se extendiera en los últimos días en las redes sociales una campaña de boicot contra todas las marcas del grupo por prescindir del castellano en sus helados y utilizar únicamente el catalán, el inglés y el alemán, la empresa rectifica y las redes no han tardado en recordarle que ya no vale y que el Frigo Pie y otros les va a ser muy difícil venderlos este verano.

Ante el temor que las marcas de la que también es propietario el grupo como las sopas Knorr, la mayonesa Hellmann's, los jabones Dove o los desodorantes Axe o Rexona, se vieran afectadas no han tardado en rectificar "con el objetivo de evitar este tipo de malentendidos la rotulación aparecerá siempre en ambos idiomas al mismo tiempo". 

Mon el Vicepresidente de Frigo hay que recordar que no oculta por su apoyo al independentismo y al expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont. El directivo, llegó a comparar a los inmigrantes de otras zonas de España llegados a Cataluña el siglo pasado como los "manteros actuales", también lo ha eliminado su perfil de Twitter y no se ha pronunciado de forma personal al respecto, pero los pantallazos quedan para la eternidad.

El exdirectivo de Coca-Cola asegura que "me encantaría poder defender a un excolega que se ha metido en un gran charco pero, primero, creo que debe disculparse....o dimitir, ante de poner en riesgo las ventas (y los empleos) de la empresa que dirige. El lacito amarillo". Todo puede quedar ahora en nada si como ha anunciado Unilever da marcha atrás, pero no debe ser así y los independentistas que juegan con el dinero de los españoles deben de saber lo que les cuesta sus meteduras de pata politicas.