Hemos vivido tiempos difíciles. La pandemia nos ha robado muchas cosas, aunque no ha podido con las ganas, innatas, que tenemos de pasarlo bien, de pasarlo de miedo.  De eso sabe rato largo el Parque de Atracciones de Madrid que presenta, de cara al próximo Halloween, una escalofriante programación sin igual ¿Vemos la luz al final del túnel?

Desde ya y hasta el próximo 1 de noviembre los visitantes, amantes del terror más sano, quedarán sorprendidos por las nuevas e inquietantes atracciones: siniestros pasajes, nuevos y antiguos, misteriosas actuaciones musicales al más puro Broadway, junto a una realista recreación tétrica sin igual, gracias a sus sorprendentes animaciones de calle, todo para pasarlo todos, mayores y pequeños, de miedo.

Y es que el parque es mucho parque.  Toc! Toc! Adéntrate, sin prisa, en “Asylum”. Una de las novedades más arriesgadas junto al Viejo caserón.  Dónde los pacientes, no lo son tanto, de un vetusto y desangelado psiquiátrico  toman las riendas de tu destino. Una loca experiencia solo para los más atrevidos.  ¿Hiciste bien en cruzar la puerta?

Tranquilo porque para bajar esa taquicardia algo más relajado, ya se sabe que la música amansa a los espíritus, que erran por allí, esta  Dark Cabaret”. Otra de las grandes apuestas, inéditas, para éste temporada del reencuentro. El lado más oscuro, loco y atrevido del musical,  en el Gran Teatro Auditorio del parque, pero con una pizca canalla, siniestra.

Tras pasar el susto cómplice, y poder degustar algo en alguno de sus  múltiples puestos de comida repartidos, customizados al más puro estilo Psicosis, el recorrido se puede completar con viejos clásicos del género como volver, no sé si la cabeza atrás, cual niña de “El Exorcista”, pero si la mente y resucitar aquella primera terrorífica experiencia, todos llevamos un curioso niño dentro, al remake de la atracción pionera en el parque. Esa vieja y en apariencia deshabitada casona de madera que te hará saltar y gritar de pánico al descubrir lo que oculta su interior. Prepárate estas avisado.

Leyendas míticas o urbanas que también deambulan con la apertura de escenarios como “Nosferatu”, Horror Cinema Director´s  Cut o el aclamado “The Walking Dead Experiencie”

Vivencias al límite de lo paranormal, adaptadas para todos.  Como es el caso de “El Laberinto”, ideado para los más peques, de cara a que el miedo se convierta en pura diversión en familia.  Acertijos y  adivinanzas para conseguir derrotar a las criaturas mágicas. Amenizadas por shows musicales como “La Banda de los Muertos”, “Zombie Hop” o la archy famosa “Patrulla canina”. Todo con las medidas más rigurosas de seguridad anti Covid, para los distintos pasajes del terror habrá que registrase, previamente, en las taquillas habilitadas. Todo esto, para que pasar un rato sano de miedo, no sea algo traumático, sino una de las experiencias más, terroríficamente divertidas, del momento. ¡Porque ya había ganas de gritar!