Juan de Dios Mingot acaba de llegar a Alicante, su ciudad natal, es el 14 de julio de 1936, ha finalizado sus estudios de Medicina en la Universidad de Salamanca, sus padres y sus ocho hermanos mayores no pueden estar más contentos.

Juan de Dios además es todo un deportista, la primavera del año pasado, junto con otro compañero del SEU, ha realizado la travesía desde Salamanca hasta Oporto en una canoa por el río Duero.

También ha realizado otro tipo de "hazañas" que sus padres no saben, ya que Juan de Dios se ha afiliado a la Falange en Salamanca y es uno de sus miembros más activos.

Pero la alegría en la familia de Juan acaba pronto, a los pocos días de su llegada a Alicante estalla la guerra civil y Juan es detenido por su condición de falangista,
le encierran en el Reformatorio de Adultos de Alicante junto con otros muchos camaradas.

"Juanele", como así le llaman los camaradas, estando preso se entera de que la operación para intentar liberar a "José Antonio" de la Cárcel Provincial ha sido un desastre , los camaradas de la Vega Baja ,a pesar de su coraje, prácticamente no iban armados ,al final el ejército ha traicionado el alzamiento, los que no han muerto en el combate ,están presos en la Prisión Provincial o en el Reformatorio.

En septiembre han fusilado a 52 de los camaradas que intentaron alzarse y liberar al Jefe, tras una parodia de juicio.

Todos los camaradas presos intentan conseguir noticias del juicio que se ha abierto contra José Antonio.

Al final, en la madrugada del 20 de noviembre, se les hiela la sangre , pues oyen perfectamente la descarga que acaba con la vida de su Jefe.

A los pocos días la aviación nacional bombardea Alicante, se corre la voz de que es una venganza por el fusilamiento de José Antonio.

Pero la maquinaria de aniquilar a la Falange de Alicante sigue su plan preconcebido , en la mañana del 29 de noviembre, un grupo de milicianos de la FAI llegan a primera hora al Reformatorio, allí escogen a 26 presos falangistas y los suben a un autobús del Hércules Club de Fútbol, el trayecto es muy corto pues el cementerio está prácticamente a pocos minutos, los bajan atados del autobús y los fusilan en las tapias.

Juan de Dios cae abatido por el plomo anarquista, no le dejaron cumplir los 23 años.

Los verdugos vuelven a la Prisión Provincial , allí sacan otros 25 falangistas, qué junto con el padre Planelles que había confesado a José Antonio, corren el mismo destino, son fusilados en las tapias del cementerio.

La consigna de los frente populistas era clara, fusilar , fusilar y no dejar de fusilar, había que aniquilar a todos los falangistas.

Y consiguieron su objetivo ,destrozaron la Falange de Alicante, asesinaron a su Jefe Provincial, a su Secretario Provincial, al Jefe del SEU a diversos Jefes locales y a la mayoría de la militancia.

Pero nosotros no dejaremos morir en el olvido ni a Juan de Dios Mingot , ni a los cientos de falangistas de Alicante que dieron su vida por la Revolución que soñara "José Antonio".

( foto inédita de Juan de Dios Mingot, del archivo de los Guardianes de la Memoria Azul )

La imagen puede contener: 1 persona