En 2016 nace la Asociación The Legacy. El Legado Español en los Estados Unidos de América, con el objetivo de difundir, informar y apasionar, sobre este desconocido capítulo de España. En menos de 3 años hemos logrado grandes hitos, entre ellos la publicación de dos libros, en los que hemos tratado de mantener ese espíritu renovado de enfocarnos en lo bueno.

Ambos libros han sido posibles gracias al esfuerzo de muchos voluntarios que de forma altruista y desinteresada han puesto al servicio de todos los españoles su tiempo, su dinero y su talento. Con estos libros quizás logremos empezar a cambiar el rumbo de lo usual, quizás resulta que los españoles también queremos saber sobre lo bueno de nuestras hazañas y sobre lo mucho que nuestros antepasados lograron con su empeño y valentía. En nuestro primer libro Farragut y Menorca.

El legado español en la US Navy, contamos, entre otras muchas historias, la valentía y el coraje del español Jordi Ferragut, cuya historia es un guion al más puro estilo hollywoodiense. Estuvo bajo las órdenes de las tropas del general Washington y del general Jackson –ambos futuros presidentes de la nación–.

Estuvo en la milicia norteamericana, en la Continental Navy y en la caballería del recién creado ejército norteamericano. Se convertiría, además, en el padre del primer almirante norteamericano, David Glasgow Farragut, que fue designado por Abraham Lincoln, como líder militar para acabar con la guerra civil norteamericana a finales del siglo XIX, afirmando más tarde que fue su decisión más acertada durante la guerra.

El Almirante es un héroe nacional de sangre española, al que jamás he visto mencionado en ningún libro de texto de nuestras escuelas, institutos o universidades. Nuestro segundo libro George Washington y España. El legado del ejército español en los Estados Unidos de América, cuenta la desconocida relación del que fuera el primer presidente de los Estados Unidos con España y este argumento se convierte en el puente de retroceso a la llegada de los españoles a aquel lejano territorio.

The Legacy está en una carrera fascinante, con mucha ilusión, sin complejos, sin color político, sin interés alguno en la confrontación, con un objetivo simple: que logremos contar nuestra historia y dejar de seguir aceptando la que otros han estado contando. Nuestra misión es la difusión sobre todo lo bueno que hemos hecho, para lo malo ya tenemos muchos voluntarios.

Necesitamos personas comprometidas para difundir nuestra historia al más puro estilo inglés, francés o italiano, países que han sabido vender su imagen histórica y sacar excelentes réditos de ello, tal y como debería ser. Aprender a defender lo nuestro, es el primer paso y nosotros lo estamos haciendo con el arma de la cultura, la difusión y el empeño sin pausa. 

Artículo publicado en la Tribuna Norteamericana por:

Captura_de_pantalla_2020-06-26_a_las_14.39.47