Don Adolfo Rodríguez Bruzón nace en la Habana (Isla de Cuba) el 6 de mayo de 1840; era hijo de D. Joaquín Rodríguez Campos del Villar y de Dª María Francisca Bruzón y Rodríguez.

El día 1 de septiembre de 1858, después de haber realizado el examen de ingreso fue admitido como Soldado distinguido Alumno en la Escuela Especial del Cuerpo de Estado Mayor, donde siguió los estudios reglamentarios; el 21 de julio de 1861 fue promovido al empleo de Subteniente de Infantería, donde continuaría sus estudios en dicha Escuela, hasta que en el año 1863 finaliza con aprovechamiento sus estudios, siendo aprobado en el examen final con el número 12 de los de su clase. El 16 de julio de este año se le promueve al empleo de Teniente de Estado Mayor y es destinado el día 1 de agosto siguiente para realizar las prácticas del servicio de Infantería y Caballería en el Distrito de Castilla la Nueva, agregado al Regimiento de Infantería de Iberia, al que se incorporó en Madrid.

El día 1 de abril de 1864 pasaría a realizar las prácticas de Caballería en el Regimiento de Coraceros del Rey y el 7 de mayo siguiente se le destina al Servicio de Estado Mayor de la Capitanía General de Galicia, donde el 18 de julio de 1865 es ascendido por antigüedad al empleo de Capitán de Estado Mayor. El 4 de febrero de 1866 se le destina a la Capitanía General de Castilla la Nueva y el 22 de junio de ese año se halló en los sucesos que tuvieron lugar en la Corte, concediéndosele el 9 de julio siguiente el empleo de Comandante de Caballería en recompensa de los servicios prestados con motivo de dichos sucesos. Continuaría en ese destino hasta el día 23 de septiembre en que se le destina al Estado Mayor General del Ejército de Andalucía, a las órdenes del Marqués de Novaliches, donde el 28 del mismo mes asistió a la batalla de Alcolea, regresando el día 5 de octubre a Madrid donde se presentó en su destino de la Sección de Castilla la Nueva.

Como comprendido en el Decreto de gracias del 10 de octubre de 1868, el 29 de noviembre de 1869 se le concede el grado de Teniente Coronel del Ejército. Prestó juramento de fidelidad y obediencia a S.M. el Rey D. Amadeo 1º en el año 1870, continuando en el mismo destino hasta el 7 de marzo de 1872 en que fue destinado al Ejército Expedicionario de la Isla de Cuba, embarcando en Cádiz el 30 del mismo mes a bordo del vapor correo “Méndez Núñez”; el 18 de abril desembarcó en la Habana y quedó prestando sus servicios en el Estado Mayor de la Capitanía General. El 25 de mayo de este año se le destina a la Comandancia General de Operaciones de “Sancto Spíritus” y Morón; el 29 de ese mes se encargó del detall de dicha Comandancia y el 6 de agosto pasó a servir con el mismo cargo a la del Centro. El 10 de julio se le asciende al grado de Coronel de Ejército en recompensa por los servicios prestados durante la insurrección republicana federal del año  1869.

El día 5 de enero de 1873 asistió con una columna a las órdenes del Teniente Coronel del Batallón de Cortes a la acción de Buey Sabana y el 12 regresó a Puerto Príncipe, volviendo a salir el día 18 con dicha columna a practicar una operación de campaña y el 10 de febrero regresó a Puerto Príncipe; el 18 de dicho mes formó parte de la comisión facultativa que bajo la presidencia del Brigadier D. Valeriano Weyler estudió y reconoció la vía férrea desde Puerto Príncipe a Nuevitas y fijó el sistema de defensa necesario para su vigilancia y seguridad, regresando de nuevo a Puerto Príncipe a final de mes. El 5 de marzo salió de operaciones a las inmediatas órdenes del Brigadier Weyler; el 8 batió al enemigo en uno de los vados del río Máximo y el 11 del mismo mes se le concede la Cruz de 2ª clase del Mérito Militar designada para premiar servicios de guerra, por los que había prestado en las Comandancias de Puerto Príncipe, “Sancti-Spíritus” y Morón durante la campaña de Cuba; el día 16 regresó a Puerto Príncipe y el 18 volvió a salir con dicho Brigadier a practicar exploraciones y reconocimientos, regresando de nuevo a Puerto príncipe el día 29. A principios de abril marchó con las fuerzas mandadas por el Teniente Coronel D. Pedro Mella a dar una batida general en las tierras de la Majara y Chorrillo y el 20 dispersó a la partida del cabecilla Medero, regresando de nuevo a Puerto príncipe el día 23; el día 26 se trasladó a la Habana y el 30 embarcó en el vapor correo “Méndez Núñez” que lo trasladó a la Península con un mes de licencia por encontrarse enfermo. El 24 de septiembre se le concede la Cruz de 2ª clase del Mérito Militar designada para premiar servicios de guerra, por su distinguido comportamiento en las operaciones practicadas en la Isla de Cuba desde marzo de 1872 al 5 de enero de 1873; el 27 de diciembre de este último año, en vista de su mal estado de salud, se dispuso que fuese alta en la Escala General del Cuerpo de Estado Mayor de la Península.

El día 2 de enero de 1874 se presentó a prestar servicio en la Capitanía de Castilla la Nueva a la que había sido agregado y el día 5 pasó en igual concepto al Cuartel general del Ejército del Norte, incorporándose el día 16 en Miranda de Ebro; el 30,31 y 1 de febrero participó en el ataque y toma de La Guardia, el día 21 tomó número en la Escala de su clase y fue destinado al Distrito de Vascongadas, participando el 24 y el 25 en la acción del Monte Montaño y los días 25, 26 y 27 de marzo en los combates de San Pedro Abanto, por cuyo comportamiento en ellos se le concedió el empleo de Teniente Coronel de Ejército. El 30 de abril de este año participó en la acción de Galdames y el 2 de mayo entró en Bilbao, encontrándose el día 24 en el combate de Villareal de Álava y el 25,26, 27 y 28 de junio en los de Monte Muru; el día 5 de julio fue destinado al Estado Mayor del Primer Cuerpo de Ejército del Norte, al que se incorporó el mismo día; el día 31 de julio ascendió al empleo de Comandante de Estado Mayor con la antigüedad de 1º de agosto siguiente; tomando parte el 11 de agosto en la batalla de Oteiza, el 23 de septiembre en la acción Carrascal y el 7 de diciembre se le concede el empleo de Coronel de Ejército en recompensa por el distinguido comportamiento en la batalla de Oteiza.

Los días 30 y 31 de enero y 1, 2 y3 de febrero de 1875 asistió a las operaciones practicadas para el levantamiento del bloqueo de Pamplona y ocupación de la izquierda del Arga y a las que tuvieron lugar después en Berasín y Echauri; concediéndole el día 22 de febrero la Encomienda de número de la Orden de Isabel la Católica, libre de gastos, en recompensa a los eminentes servicios que prestó combatiendo a las facciones carlistas en navarra. El 29 de marzo se le nombra Agregado Militar de la Embajada de S. M. en París, pero continuó, no obstante, en operaciones en el Norte hasta el 8 de mayo; emprendiendo la marcha para su nuevo destino el día 15 de dicho mes, presentándose en París el día 2 de junio y el 7 de septiembre se ordena que cese en el destino que desempeñaba y se incorpore al Estado mayor de la División de Guipúzcoa del Ejército del Norte; marchando el día 10 a Baran; asistió el día 25 a las maniobras realizadas por el 3º Cuerpo de Ejército francés en la cuenca inferior del río Sena, regresando a París el día 26. El día 1 de octubre marchó a Burdeos y presenció las maniobras que efectuó el 18º Grupo de Ejército durante veinticinco días, en la cuenca inferior del río Garona; regresando a París el día 28 del mismo mes. El día 3 de diciembre se incorpora en San Sebastián a la División Guipúzcoa y se encarga de la Jefatura de su Estado mayor; el 7 del mismo mes se le manifiesta que S.M. había visto con el mayor gusto el celo que había demostrado al dar cuenta de la granada ametralladora y bomba perforada Frouchard. Al día siguiente, es decir el día 8 de diciembre se le concede la Cruz de 2ª Clase del Mérito Militar designada para premiar servicios especiales, en recompensa de los que prestó en París, auxiliando la operación que dio por resultado la toma de la plaza de la Seo de Urgel y el 14 se le destinó al Estado Mayor del Primer Cuerpo de Ejército de la Izquierda.

El 25 y 26 de enero de 1876 participó en el reconocimiento efectuado sobre la línea enemiga desde Oyarzun a Mendizorroza y al ataque del fuerte de Garatamendi; el día 14 de febrero participa en el ataque a las alturas de Indamendi, realizadas por el Ejército de la Izquierda para efectuar el paso del río Orio y tomar posesión de dichas líneas; asistió también a las realizadas con posterioridad en Navarra, las cuales dieron por resultado la completa pacificación de la Península. El 26 de marzo se le destinó a la Sección de Estado Mayor de Castilla la Nueva, pero continuó sus servicios en el Ejército de la Izquierda y desempeñó el cargo de Jefe de Estado Mayor de las Divisiones  5ª y 6ª del primer Ejército; el día 31 se le concede el uso de la Medalla conmemorativa de la campaña de la Isla de Cuba con distintivo rojo; el día 25 de abril fue recomendado al Ministerio del Estado para la concesión de la Encomienda de Carlos III, en recompensa al mérito contraído en las operaciones practicadas por el Cuartel General del Ejército de la Izquierda desde el 21 de enero al 2 de marzo último; el 18 de mayo es destinado a la Sección de Estado Mayor del las provincias Vascongadas; durante el mes de agosto desempeñó el cargo de Secretario de la revista de Inspección de armas mandada pasar por R.O. de 4 de julio a las fuerzas del Ejército e Institutos armados en la provincia de Guipúzcoa; el 26 de agosto es nombrado Agregado Militar a la Embajada de S.M. el Rey en París; el 18 de octubre se le destinó con el empleo de Teniente Coronel de Estado Mayor al Ejército de Operaciones de la Isla de Cuba, embarcando en Santander el día 21 del mismo mes en el vapor correo “Santander”, llegando a la Habana el día 12 de noviembre, donde se presentó en la Capitanía General y quedó prestando sus servicios. El día 6 de diciembre se le nombró Jefe de Estado Mayor de la Comandancia General de la Trocha, embarcando el día 12 para su destino, donde el día 16 se hizo cargo de él.

El día 21 de abril de 1877 se le traslada con igual cargo a la Comandancia General de Holguin y las Tunas, incorporándose el día 18 a ellas; el día 19 de junio de 1878 se le concede la Cruz de 3ª clase del Mérito Militar designada para premiar servicios de guerra, en permuta de la Encomienda de Carlos III que le había sido concedida el 25 de abril de 1876. El 30 de junio de 1878 se le nombra Jefe de Estado Mayor de la Comandancia General de Cuba y el 10 de julio siguiente se dispuso su regreso a la Península por reducción de personal en la plantilla de la sección de Cuba; embarcando en la Habana el día 13 del mismo mes a bordo del vapor “Santiago de Cuba” de la compañía americana y regresó a España vía Estados Unidos, aprobándose su regreso definitivo a España el día 13 de agosto y se dispuso que perdiese el empleo de Teniente Coronel de Estado Mayor y quedase de Comandante del Cuerpo en situación de excedente, fijando su residencia en Madrid el día 16 de agosto y el 12 de diciembre fue agregado a la Capitanía General de Castilla la Nueva.

En consideración a sus servicios y circunstancias y muy particularmente a los que prestó en la campaña de Cuba, por R. D. de 12 de marzo de 1879 fue promovido al empleo de Brigadier, quedando en situación de cuartel con residencia en Madrid y el día 1 de mayo se le concedió la Cruz sencilla de la Orden de San Hermenegildo con antigüedad de 23 de enero de 1878. Continuó en situación de cuartel hasta el día 5 de enero de 1880 en que se le nombró Jefe de la 2ª Brigada de la 1ª División del Ejército de Cataluña, cargo del que tomó posesión el día 31 del mismo mes; el día 1 de septiembre de este año pasó a mandar la 2ª Brigada de la 2ª División de dicho Ejército, hasta el 15 de noviembre en que se le nombró Ayudante de Campo de S. M. el Rey. El 29 de diciembre de 1881 en que se le nombró Gobernador Político Militar de Vizaya en las Islas Filipinas, pero siguió desempeñando el cargo de Ayudante de Campo del Rey hasta el 20 de enero de 1882, en que se dispone que cese en el mismo; el día 1 de febrero de este año embarcó en el vapor “Valencia” con destino a su nuevo destino, llegando a Manila el día 24, volviendo a embarcar, esta vez en el vapor “Eeolus” con destino a Cebú, donde tomó posesión de su cargo; el día 15 de julio fue archivada en el Consejo Supremo de Guerra y Marina la partida de casamiento canónico inscrita en el Registro Civil, celebrado el 8 de diciembre de 1881 por este Brigadier con Doña Adelaida Echagüe y Pérez.

En el mes de diciembre de 1883 pasó revista al Regimiento de Infantería de Joló nº 6 y el 8 de julio de 1884se le comunicó que S.M. había visto con agrado su comportamiento en los sucesos ocurridos a finales de marzo en la provincia de Samar. El día 1 de febrero de 1885 se disoné su cese en el destino que desempeñaba, entregando el mando del mismo el día 30 de marzo; embarcando el 1 de abril en Manila y llegando a Barcelona el día 3 de mayo; el día 23 de este mes se le autorizó a fijar su residencia en Madrid en situación de cuartel; el día 13 de junio se le autorizó para usar la Gran Cruz de la Orden Militar portuguesa de Nuestro Señor Jesucristo, que le había sido concedida por S.M. el día 3 de abril de 1884; el día 6 de julio se le nombra Jefe de Brigada de la División de las Provincias Vascongadas y el 11 de agosto se le concede la Medalla de Alfonso XII con los pasadores “Pamplona” y “Oria”; nombrándolo el día 30 de septiembre Gobernador Militar de la Provincia de Guipúzcoa y Plaza de San Sebastián. 

El día 17 de abril de 1888 se le concede la Placa de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo con antigüedad de 20 de agosto y el 11 de septiembre se le concede también la Gran Cruz del Mérito Militar designada para premiar servicios especiales. Continuaría desempeñando el cargo de Gobernador Militar de Guipúzcoa hasta el año 1892, en que por R.D. de 26 de marzo de este año es promovido al empleo de General de División, cesando en el cargo anterior y fijando su residencia en San Sebastián; el día 20 de abril se le nombra Comandante General del Distrito Militar de Cataluña, tomando el mando de la Caballería para instrucción. Por otro R. D: de 23 de septiembre fue nombrado Comandante General del Campo de Gibraltar y por otro de 29 del mismo mes se dispone que desempeñe a la vez el cargo de Comandante General de la 15ª División Orgánica, encargándose el día 23 de octubre de ambos mandos.

Con motivo de la nueva reorganización del Ejército se dispuso por un R.D. de 30 de agosto de 1893 que cesara en ambos cargos  y por otro Decreto de la misma fecha se le nombra Comandante General del Campo de Gibraltar, cargo que desempeñó hasta que por R.D. de 29 de noviembre de 1894 se le nombra Comandante General de la 2ª División del 3º Cuerpo de Ejército, haciendo entrega del mando de la Comandancia General el día 20 de diciembre incorporándose a su nuevo destino. El día 22 de enero de 1895 se le nombra 2º Jefe del 3º Cuerpo de Ejército; el 29 de septiembre se le concede la Gran Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo con antigüedad de 16 de julio de este año y el día 16 de diciembre se le nombra Gobernador Militar de la Provincia de Valencia; desde el 30 de diciembre de 1896 hasta el 28 de enero de 1897 estuvo encargado accidentalmente del mando del 3º Grupo de Ejército y de la Capitanía General de Valencia, cargo que volvió a ostentar nuevamente desde el 3 de agosto hasta el 12 de septiembre.

El día 21 de junio de 1899 se dispone su cese en el cargo de 2º Jefe del 3º Cuerpo de Ejército, pero continuó desempeñando en de Subinspector de la 3ª Región Militar y Gobernador Militar de Valencia. En consideración a sus servicios y circunstancias se le promueve el día 9 de febrero de 1900 al empleo de Teniente General con antigüedad de 31 de enero; autorizándolo a fijar su residencia en Valencia el día 14 de febrero, donde quedó de cuartel. Estuvo en la misma situación hasta el día 8 de enero de 1902, en que por R.D. de esa fecha fue nombrado Capitán General de las Islas Canarias, cargo del que tomó posesión el día 10 de febrero. Cesaría en este cargo por R.D. de 30 de marzo de 1903, autorizándolo por R.O. de 3 de abril para fijar su residencia en San Sebastián  en situación de cuartel.

En esta situación continuó hasta que por R. D. de 24 de diciembre de 1904 se le nombra Capitán general de Galicia; permanecería en este cargo hasta que por R. D. de 29 de septiembre de 1906 fue nombrado Consejero del Consejo Supremo de Guerra y Marina, destino al que se incorporaría el 19 de octubre y firmaría el 27 el correspondiente firmamento.   

El 10 de septiembre de 1907 se le nombra por R.D. Capitán General de la 5ª Región Militar, de cuyo cargo tomó posesión el 24 de ese mes. Por R. O. de 31 de diciembre de 1907 del Ministerio de Estado y según diploma expedido el 13 de noviembre anterior, fue agraciado por el Gobierno Francés con la condecoración de Gran Oficial de la Legión de Honor, recompensa que se le comunicó por R.O. de 7 de agosto de 1908. Continuó como Capitán General de la 5ª Región Militar hasta que por R.D. de 2 de septiembre de 1910 le fue admitida la dimisión del expresado cargo debido a su mal estado de salud, siendo autorizado por R.O. de 6 de septiembre para que fijara su residencia en San Sebastián y en situación de cuartel.

Continuó de cuartel hasta el año 1912, en que por R.O. de 7 de marzo  (D.O. nº 56) se le concede la pensión anual de 1.500 pesetas anexa a la Gran Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo y por R.D. de 8 de mayo se dispuso que pasara a la Sección de Reserva del Estado Mayor General del Ejército por haber cumplido la edad reglamentaria, autorizándolo a que fijara su residencia en San Sebastián.

Continuó en la Sección de Reserva del Estado Mayor General del Ejército hasta el día 26 de septiembre de 1916, fecha en la que falleció en San Sebastián.