Declaraciones de la presidenta de la Comunidad de Madrid en rueda de prensa en la Asamblea de Madrid

 

Lo dije ayer y cada vez que tengo la oportunidad: el trabajo que está realizando el personal sanitario es extraordinario y, sobre todo, el de Atención Primaria y de las urgencias, que se ven con una carga todavía mayor a la ya soportada en estas semanas porque esta nueva variante es donde se está cebando.
 
 Si estamos recibiendo quejas de mal funcionamiento en algunos centros de salud, nuestra obligación es saber qué está sucediendo e investigarlo, es nuestra responsabilidad, no se puede mirar para otro lado.
 
Ayer separé claramente lo que es la atención al ciudadano de la atención sanitaria, nada tiene que ver y sí que es cierto que en algunas ocasiones yo he manifestado mi malestar porque, como se puede ver en declaraciones de la propia ministra, ayer el portavoz de Sanidad en el Congreso y constantemente por todos los grupos de esta cámara de la izquierda, cómo se hace politización y de la sanidad pública una batalla.
 
Lo dijeron incluso la semana pasada el propio PSOE en una reunión en Alcalá de Henares: los centros de salud, la Atención Primaria van a ser campos de batalla. Lo van a convertir en sedes electorales y a mí esto me parece reprochable.
 
Estamos haciendo una contratación extraordinaria de personal sanitario y hemos puesto a disposición de los ciudadanos y del personal sanitario más test, más puntos de pruebas, hemos mejorado los protocolos de las cuarentenas y ahora lo que hace falta es seguir andando en la colaboración de todos para ayudar a aliviar esta carga durante estas semanas, pero reiterando una y otra vez como he hecho siempre a largo de toda mi vida el reconocimiento al personal sanitario.
 
Yo no pongo la diana en los profesionales sanitarios, son quienes quieren interpretar mis palabras como consideran quienes lo hacen y quienes políticamente las utilizan para señalar a los que jamás yo he puesto el dedo, como son los profesionales sanitarios de los que no solo tengo la mejor opinión, es que siempre lo traslado.
 
Creo que ahora lo que tenemos que hacer es todos arrimar el hombro, vienen todavía semanas muy duras, somos conscientes de que las urgencias y la primaria son en estos momentos quienes están soportando una carga mayor y lo que tenemos que hacer desde el Gobierno de la Comunidad de Madrid es prestarles nuestra ayuda, nuestra colaboración pero tendremos que mejorar el sistema. Estamos obligados a ello, lo que sería ilógico es quedarse de brazos cruzados.