La Comunidad de Madrid ha logrado reducir a 18 la ratio de alumnos de Segundo ciclo de Educación Infantil (3-6 años) y de Primaria, mientras que en 1º y 2º de ESO se ha disminuido hasta 20. Así lo anunció ayer el consejero de Educación y Juventud, Enrique Ossorio, durante su comparecencia en la Asamblea de Madrid.

Esta histórica bajada de ratios comprometida por el Gobierno regional tras la evolución del COVID-19 se ha podido llevar a cabo gracias al “extraordinario trabajo de los equipos directivos, junto a la Dirección General de Infraestructuras, las direcciones de área territorial y los ayuntamientos, que han encontrado espacios para albergar las nuevas aulas, un total de 7.500”, ha explicado Ossorio.

Además, la Comunidad de Madrid está procediendo a la instalación de aulas prefabricadas en el colegio Héroes del 2 de Mayo, en Colmenar Viejo; La Garena en Alcalá de Henares, y en el Madre Teresa de Calcuta de Parla, unas labores que se extenderán hasta el próximo mes de noviembre. Adicionalmente se han repartido 2.000 mamparas para uso individual en aulas y otras 20.000 para proteger a los alumnos en el comedor.

Respecto a la contratación de personal para el curso escolar, hasta la fecha se han incorporado al sistema cerca de 10.000 docentes (7.300 en centros públicos y 2.662 en concertados). “Parecía misión imposible, pero lo hemos conseguido”, ha subrayado Ossorio, quien ha recordado que “la educación pública nunca antes había contado con más de 60.000 docentes”, con un incremento superior al 15% respecto al curso pasado. El consejero también ha informado de la cobertura de bajas y vacantes, que en septiembre han dado lugar a más de 3.500 sustituciones.

Más de 100.000 test a personal docente y no docentes 

Durante su intervención, el titular de Educación se ha referido a los más de 100.000 test serológicos que se han realizado al personal docente y no docente antes del inicio del curso escolar, de los que “solamente un 0,07% resultaron ser positivos en coronavirus”. De igual manera, se ha procedido a la realización de PCR a alumnos y personal de los centros de Educación Especial, habiéndose realizado 3.741 pruebas a un colectivo de especial vulnerabilidad, y donde la Comunidad ha mejorado la seguridad con el desdoble de 90 de las 190 rutas de transporte existentes.

El consejero ha destacado también el cumplimiento de la distribución de 650.000 litros de gel hidroalcohólico, más de 3.100 termómetros y de 9 millones y medio de mascarillas a los centros sostenidos con fondos públicos. Ossorio también ha informado de que el Gobierno regional tramita 160 subvenciones -por valor de 5,6 millones de euros- para los colegios o casas de niños cuyo mantenimiento depende de los ayuntamientos.