La Policía Local de Pedrezuela cuenta con un nuevo vehículo todoterreno de la marca Nissan, adaptado para circular por el entorno natural. El vehículo, que ha tenido un coste de 32.609,50 euros, se solicitó en febrero 2018 con cargo al Programa de Inversión Regional (PIR) 2016-2020, la línea básica de inversión de la Comunidad de Madrid destinada a los municipios de la región. El todoterreno ha sido entregado hace escasos días y viene a mejorar la flota envejecida de los vehículos de la Policía Local, de los que el más reciente fue matriculado en 2010.

Este nuevo vehículo cuenta con equipamiento específico para detenidos, además de incorporar un puente adaptado a las directrices europeas. También incorpora un desfibrilador automático (DESA), que supone una herramienta esencial en municipios como Pedrezuela para atender de manera inmediata posibles casos de parada cardiorespiratoria hasta la llegada de los servicios sanitarios.

Como el resto de los coches de la Policía cuenta con una cámara delantera, que grabará lo realizado en horas de servicio y trasladará esas imágenes al centro de pantallas de la Policía Local. De igual forma, el habitáculo de detenidos estará dotado de  una cámara que permite que la seguridad de la persona detenida quede garantizada. Otra de las prestaciones del nuevo coche patrulla es el sistema Detector, gracias al cual el vehículo puede ser localizado y recuperado en caso de robo.

   

Nuevos sistemas de control

Para completar la apuesta tecnológica en seguridad, el Ayuntamiento ha aumentado el número sistemas de telecomunicación unipersonal para los agentes de la Policía Local, que junto con la instalación de los nuevos sistemas de control de tráfico y vigilancia instalados en varios puntos del municipio, especialmente en las entradas, salidas y zonas importantes (equipos de CCTV y OCR), integran un sistema propio de telecomunicaciones, que la propia Policía supervisa. Una información que también se pone a disposición de la Guardia Civil para ser más eficaces y agilizar la colaboración entre ambos cuerpos de seguridad.

Estas medidas y otras que están pendientes de implantarse a corto plazo redundan en una mejora de la seguridad tanto para los agentes locales como para los ciudadanos del municipio, y por tanto, en una mejora de la calidad de vida en Pedrezuela.