El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, participó ayer en el Foro ABC-Deloitte, donde ha explicado la gestión realizada por su equipo de Gobierno y ha instado al Gobierno central a que tenga más sensibilidad con los ayuntamientos a la hora de repartir los fondos europeos. El Consistorio madrileño “no ha recibido un euro” del Ejecutivo de la nación, ha insistido Almeida, y “somos la puerta de acceso social de los ciudadanos a la administración y los que tenemos más capacidad de respuesta a los problemas sociales derivados de la crisis”. El alcalde ha recordado “que hay ayuntamientos que tenemos remanente de tesorería, pero más de 3.000 no los tienen y se ven abocados a crisis financieras si el Gobierno de la nación no les ayuda”.

En este sentido, Almeida ha subrayado que se ha incrementado en un 8 % la respuesta de ayuda social ofrecida por el Consistorio respecto a 2019, lo que, entre otras medidas, ha permitido contar con 300 personas más en 2020 para atender la emergencia social generada por la pandemia y con otras 300 en 2021. Además, ha recordado que se han destinado 90.000 ayudas de alimentación a 270.000 personas.

Asimismo, ha señalado que, tras declararse el estado de alarma, el Consistorio aprobó una serie de paquetes de estímulos fiscales y económicos para los sectores

más afectados por la crisis como el hostelero, con medidas como la ampliación de terrazas y la exención de impuestos.

Importancia de la gestión

Almeida ha recalcado que el Ayuntamiento “está aquí para servir a los madrileños a través de la gestión, que consiste en solucionar los problemas que los ciudadanos tienen” y, en este sentido, ha indicado que, pese a las limitaciones propias de la situación que se está viviendo, el Ayuntamiento ha ejecutado el 86 % del presupuesto.

Madrid Nuevo Norte, la enajenación de 17 parcelas para la construcción de viviendas para los más jóvenes, el cubrimiento de la M-30 a su paso por el antiguo Mahou-Calderón, el desmantelamiento del scalextric de Francisco Silvela o la preparación del bulevar del arte, son algunos de los ejemplos mencionados por el alcalde relativos al trabajo realizado por el Ayuntamiento en este tiempo, porque “cuando era difícil levantar la cabeza, se hacía imprescindible seguir mirando al futuro”, ha dicho Almeida.

Además, ha resaltado la vitalidad y dinamismo existente en Madrid a nivel cultural gracias a que Madrid ha sido “la primera capital con la cultura abierta y así se ha mantenido”, con planes específicos para el sector que han permitido que “no haya otra capital en la que se pueda disfrutar de la cultura como lo hacemos los madrileños”, con los principales teatros, museos y exposiciones abiertas.

En esa línea, ha subrayado las recetas que aplica el Ayuntamiento de Madrid y que, además de la gestión, incluyen la estabilidad político-institucional y la colaboración público-privada. Así, ha recordado la importancia de los Acuerdos de la Villa, alcanzados de forma unánime en lo peor de la pandemia para paliar sus consecuencias, así como iniciativas como Madrid Futuro, Madrid Open City o Renazca.