El Ayuntamiento de Madrid y Cruz Roja repartirán a domicilio lotes de productos de alimentación y de higiene a 500 familias de la Cañada Real en situación de vulnerabilidad para dar cobertura a sus necesidades básicas debido a la crisis de COVID-19. 

La iniciativa, que se enmarca en la colaboración del Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid con las entidades de la Cañada Real, tiene como finalidad dar cobertura a las necesidades básicas de más de 500 familias con ingresos efectivos actuales inferiores a los 300 euros. De esta forma, desde los servicios municipales de los distritos de Villa de Vallecas y Vicálvaro, el Ayuntamiento ya atiende a alrededor de 350 personas, que conforman más de 90 familias en situación de vulnerabilidad.

Para llevar a cabo el operativo, se han movilizado siete unidades móviles, dotadas de personal técnico y más de 25 voluntarios de Cruz Roja, con el apoyo de la iniciativa Llamamiento RESPONDE, mediante la que empresas, personas físicas e instituciones colaboran económicamente para que todo sea viable.

Con la declaración del estado de alarma, el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid se han constituido en un mando único dentro de la Cañada Real con el fin de canalizar la actuación de todos los actores, coordinar las iniciativas, organizar los recursos de voluntariado y contar con la información actualizada. En la adopción de decisiones, el mando se apoya en las entidades sociales que intervienen con las familias de la Cañada Real desde hace años.

En este ámbito, se están realizando actuaciones en materia social que identifican los recursos consolidados previos a la crisis de COVID-19 y detectan nuevas necesidades relativas a la alimentación, productos básicos de higiene, seguimiento a personas mayores y a aquellas que vivan solas o que tengan algún tipo de discapacidad y medidas educativas para los menores de edad. Para llevar a cabo estas tareas, el mando está en contacto diario con los departamentos de Servicios Sociales de Vicálvaro y de Villa de Vallecas.