El ejecutivo que preside Pedro Sánchez se agarra a la electromovilidad para tratar de tener contenta a la industria de la automoción.

La reunión interministerial ha sido presidida por la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, quien, en una declaración grabada, ha afirmado que hoy arranca y se pone en marcha el PERTE y el mecanismo de gobernanza necesario para su implantación.

"Damos el pistoletazo de salida para el desarrollo de un proyecto país que va a suponer la transformación de toda la cadena de valor del sector de automoción, un sector estratégico no solo por la creación de empleo y de riqueza, sino por su carácter vertebrador".

La ministra ha recordado que con la creación de este grupo de trabajo, al que ha precedido a primeros de semana la reunión de la Mesa de la Automoción en Valladolid, se pone en funcionamiento un proyecto "que, sin duda nos va permitir liderar la electromovilidad del futuro".

El citado PERTE del vehículo eléctrico y conectado fue presentado el pasado 12 de julio por Pedro Sánchez, quien destacó que permitirá la creación de 142.000 empleos y generará una contribución al PIB de entre el 1 y el 1,7 % entre 2021 y 2023

Según el resumen ejecutivo del PERTE VEC, la inversión total prevista en el citado período es de más de 24.000 millones, de los que 4.295 millones los aportará el sector público (principalmente de los Fondos europeos Next Generation) y 19.714 millones el privado.