Hace unos años toda la prensa resaltaba el salvajismo de los talibanes de Afganistán dinamitando dos enormes estatuas pétreas de Buda, pero no les querían llamar ‘iconoclastas’ (que es lo que eran en realidad) porque hay y ha habido muchos iconoclastas ‘buenos’, como los judíos o los islámicos, los cristianos de los primeros siglos, los protestantes, los comunistas y masones.

No es muy conocido que judíos e islámicos tienen prohibido la representación humana en estatuas o pinturas de temas religiosos o de cierta relación espiritual, y han sido destructores permanente de ese tipo de obras.

Es más conocido (porque así lo difunden los medios) la destrucción sistemática de la imaginería romana, griega, celta o egipcia por los cristianos de los primeros siglos. Y también los protestantes fueron unos decididos iconoclastas de imágenes religiosas católicas. También es conocido, aunque poco difundido, el enorme destrozo artístico anti religioso del comunismo allí donde gobernó, y el de masones y ateos durante la revolución francesa o en México, por tomar solo dos ejemplos.

Nada diferentes que los talibanes, puesto que las imágenes de Buda son un símbolo religioso contrario al islam.

Otra cosa, también muy común en la historia, es la destrucción de esculturas, pinturas e incluso edificios que fueran creados por enemigos políticos al gobierno en curso. Tan común que en España lo han ejercido todos, monárquicos, republicanos, franquistas, demócratas… con absoluta generalidad y desprecio del valor artístico que pudieran tener. Y los demócratas realizaron la mayor caza de destrucción desde 1945 de toda obra realizada en el III Reich aunque no tuviera simbología política.

 LA ACTUAL MODA ICONOCLASTA

 No estamos ante una mera destrucción de obras realizadas por enemigos políticos. Eso ya se ha hecho hace años. Las obras fascistas o franquistas ya fueron destruidas hace decenios, y lo mismo en los demás países donde ahora hay una histeria destructiva nueva.

Y es que la actual campaña no es política sino religiosa, aunque no se diga con esa palabra.

Lo que la gente no sabe es que el Sistema actual presenta una completa concepción del mundo bajo la nomenclatura de lo ‘Políticamente Correcto’ que en realidad es un ‘Pensamiento Único Correcto’ de obligada creencia y difusión. Y dentro de ese entorno se ha creado una verdadera nueva ‘religión-atea’ con sus iglesias, ceremonias, misterios y, sobretodo, la ‘policía del pensamiento’ para castigar los ‘pecados de blasfemia o negación’ de esa religión-atea.

Las actuales destrucciones masivas de estatuas son un producto iconoclasta de la nueva religión contra sus herejes, ateos, caza de brujas, ángeles caídos, rebeldes….

Se quieren presentar como ‘políticas’ pero son auténticas quema de herejes del Pensamiento Único de Obligada Creencia.

Incluso las formas de generar la destrucción son similares a las de hace siglos. Las turbas son arengadas por los medios de prensa, los políticos, pero los dirigentes no son los que realizan las destrucciones sino esas chusmas. La razón es que la destrucción es algo que deja mala imagen, incluso cuando se ha justificado ‘religiosamente’.

Vamos a demostrar seguidamente con muchos ejemplos, que no es un tema de lógica o de política sino una persecución iconoclasta de la religión-atea del sistema demo-progresista.

Suelen iniciarse estas acciones iconoclastas con algún tema que pueda provocar a las masas, puede ser el Dia de Memoria del llamado Holocausto, algún un acto xenófobo, cualquier momento apropiado para iniciar la campaña, que una vez iniciada ya no sigue más lógica que la acción propagandística de los dirigentes de la nueva ‘religión del Pensamiento Único’.

EJEMPLOS ACLARATORIOS

1- La esclavitud:

Veamos primero la actual campaña contra lo que llaman apoyo a la ‘esclavitud’, como derribar una estatua del dueño de esclavos Robert Milligan en West India Quay, East London, Inglaterra, y otras varias en USA de dirigentes confederados (curiosamente la guerra con la Confederación se presenta como si hubiera sido por apoyar la esclavitud, cosa absolutamente falsa).

Lo curioso es que no se derriban las estatuas de la Reina Isabel I o de los Primeros Ministros ingleses que apoyaban y legalizaban la esclavitud incluso con los blancos en Inglaterra.

Y más curioso es que en USA no quiten las mil estatuas de George Washington quien tuvo personalmente esclavos y para colmo, como primer Presidente de USA, legalizó la esclavitud en ese país.

Claro que tampoco se pide que se quiten las esculturas de los jefes indios americanos, todas las tribus tenían esclavos de otras tribus.

Y aun no entiendo como no se derriban las pirámides mayas o aztecas en las que se asesinaban a miles de esclavos de otras tribus desde lo alto con gran placer para los asistentes.

Tampoco parece que vayan a destruir los restos que quedan del reino de Dahomey en África, donde se masacraron decenas de miles de esclavos de otras tribus, con tal brutalidad que tuvieron que intervenir tropas europeas para acabar con las masacres masivas de esclavos.

Claro que todos los reinos negros tenían esclavos mucho antes de ver a un blanco y siguieron teniendo esclavos incluso cuando los blancos prohibieron la esclavitud.

Podrían derribar las estatuas de Churchill por su conducta de discriminación racial en la India durante su gobierno, y para colmo cuando repuso en el poder de Etiopía al Negus, que impuso la esclavitud en Etiopía de nuevo (curioso, fue Mussolini quien prohibió la esclavitud en Etiopía, y los aliados la restituyeron con el Negus).

Los árabes trataron con esclavos negros mucho antes que los blancos, pero además cuando los blancos prohibieron la esclavitud (con gran desespero de los dirigentes negros africanos) los árabes siguieron el comercio de esclavos hasta mucho más tarde y solo pararon por la intervención de los blancos.

2- El tema del ‘colonialismo’ español o portugués en América es otro tema muy curioso.

Si se estudia, por ejemplo, la historia de los incas veremos que su imperio duró solo unos 100 años, y se basó en conquistar y esclavizar a otros muchos pueblos amerindios anteriores.

Lo mismo con los aztecas. Y el comportamiento con las tribus dominadas era terrible, brutal, tanto que Hernán Cortés encontró como aliados a todas las tribus indias dominadas por los aztecas.

En una palabra, la ‘conquista’ española no fue peor en absoluto que la de los anteriores dominadores indígenas sobre los demás pueblos indígenas.

No tiene sentido admirar la obra azteca, inca o maya mientras se considera ‘racista’ la española. Todos eran dominadores de otros pueblos.

Sin embargo solo se quiere culpabilizar a los europeos, y jamás a los pueblos indígenas dominadores brutales de los pueblos vecinos.

Los mayas no fueron destruidos por los españoles sino por temas internos suyos.

Los aztecas fueron atacados por pocos españoles pero con miles de aliados indígenas de otros pueblos hartos de su dominio y sacrificios rituales.

En realidad el indigenismo actual es super xenófobo, anti europeo, solo quieren destruir la cultura europea por ser de ‘otra raza’ (curioso, las razas si existen para ellos), no por hechos (que no se denuncian si fueron efectuados por aztecas o incas o mayas, etc)

Por supuesto no quieren restaurar una cultura inca o maya, que es solo arqueológica. Ni desprecian todos los adelantos ‘europeos’ aportados por los ‘conquistadores’.

Un ejemplo se puede ver cuando atacaron una estatua de Cervantes, solo por ser de ‘raza’ española, cuando para colmo Cervantes  fue esclavo de los moros en Argel.

Todo el indigenismo es un hecho ‘racista’, en sentido xenófobo, apoyado por ’anti racistas’ profesionales … y por idiotas progres europeos que se auto fustigan.

Hay otro ejemplo en España de esa fuente ‘xenófoba’ anti blanca del anti racismo.

Abderramán III, que troceó en vivo a un niño de 13 años porque no se dejaba sodomizar, además de pedófilo y torturador, merece toda la admiración de los progres, que protestaron mucho hace un año porque el Ayuntamiento de Cadrete retiró un busto de ese pedófilo y torturador (además de esclavista) de la plaza mayor del pueblo, titulándolo los progres como un acto “gravísimo e intolerable delito racista y de odio”… curioso, se apoya a un torturador pedófilo y esclavista, que si hubiera sido cristiano le hubieran ellos mismo retirado toda estatua.

Y es que son iconoclastas solo anti blancos, son xenófobos.

3- Negros y blancos:

Ya hemos comentado en otros textos la moda de destruir estatuas de blancos que pudieran tener algo con negros. Y jamás al revés.

O policías que tratan mal a negros pero nunca al revés.

Jamás hay protestas por la gran cantidad de violaciones de blancas por negros, frente a las pocas de lo contrario.

Y podemos ver un caso alucinante con el cómico negro Bill Cosby, condenado a 10años por agresión sexual con uso de drogas… su esposa declara que se le condenó por racismo contra los negros  pues las violadas eran blancas. Y eso lo ponen en la prensa sin denunciar esa barbaridad ‘xenófoba’ de Bill Cosby, al tratar de ocultar sus crímenes con la excusa de ‘racismo’.

La xenofobia de los negros contra los blancos no cuenta, y la de los judíos de Israel en su trato discriminatorio con una pequeña cantidad de negros etíopes judaicos que entraron en Israel no se tiene en cuenta.

En África las votaciones son étnicas, cada grupo étnico vota a ‘su’ representante, sea quien sea, aunque luego acusen de ‘racistas’ a los blancos. Las guerras africanas son en gran parte entre grupos étnicos, aunque oficialmente ‘no existen las razas’.

4- Judíos contra todos.

Si un pueblo europeo se declarase ‘pueblo elegido’ y actuara como hace Israel con el tema de la nula aceptación de invasión inmigratoria o con la ley de nacionalidad por ‘derecho de sangre’, sería expulsado de todo trato universal, condenado y quizás invadido para defender ‘la igualdad y la democracia’.

Nadie pide que se prohíba el Talmud, donde se insulta, se fomenta el odio y se propone la dominación de todos los no judíos (goims).

Cualquier libro similar de los blancos sería condenado por ’fomento del odio’.

Con el tiempo el poder judío querría prohibir la mayoría de autores arios, que han escrito alguna obra con algún judío en su trama. Y lo han declarado oficialmente.

Hace poco los poderes mediáticos judíos pedían retirar estatuas de escritores ‘anti judíos’ pero como incluían, con mucha razón, a Lutero, el padre de la Reforma, no tuvo muy buena recepción su petición.

Pasa lo mismo con Karl Marx que también tiene un famoso libro anti judío pese a ser él mismo judío.

Tuvieron la desvergüenza de pedir que se eliminaran los relieves del Arco de Tito, en Roma, un poderoso símbolo de la derrota de la rebelión judía en la Judea por parte del emperador romano.  Pero en cambio celebran la fiesta del Purim que es la del exterminio de persas (supuesto y falso históricamente) por la judía Esther, una prostituta en la corte de Persia.

En fin, para ver cómo van las cosas en este tema, el minúsculo Partido Marxista-Leninista de Alemania (MLPD) desvelará una estatua del judío Lenin, Vladímir Ilich Uliánov (1870-1924), en Gelsenkirchen, Alemania. Pero en cambio solo nombrar a Hitler en público puede costar 5 años de prisión.

Esta es la realidad democrática, todo es pura hipocresía.