El delantero francés del Real Madrid Karim Benzema ha celebrado por todo lo alto sus 28 años, que cumplió el pasado 19 de diciembre. Lo ha hecho en Dubai, en el lujoso Cavalli Club, aprovechando los días de vacaciones navideñas que el jugador ha tenido antes del próximo partido de su equipo contra la Real Sociedad.

Acompañado por sus compañeros madridistas James Rodríguez o Modric, que habían elegido ese lado del planeta para pasar sus vacaciones navideñas, Benzema ha querido olvidar así los problemas que tiene con la justicia francesa, por un presunto chantaje a su compañero de selección Mathieu Valbuena. Por eso, ha elegido para despedir uno de sus peores años uno de los locales más exclusivos del mundo, el Cavalli Club.

En la fiesta, por supuesto, no ha faltado detalle. Incluso en la tarta había un balón de fútbol y el escudo del Real Madrid y durante toda la noche se han proyectado los mejores goles del delantero blanco.