El estrés es la enfermedad de s. XXI y no somos nada conscientes de cómo nos afecta sexualmente de forma negativa, ¡claro! Múltiples dificultades sexuales se gestan desde el estrés, pricipalmente problemas para llegar al orgasmo o disfunción eréctil, aunque también muchas más.

Saber cómo influye el estrés y mantenernos relajados es esencial para una sexualidad sana y, por supuesto, una vida feliz. En este tutorial, se cuento todo lo que necesitas saber sobre la relación que guardan estrés y sexo.