INGREDIENTES:

Para 4 personas

  • Aguacate maduro 200 g
  • Dátiles sin hueso 40 g
  • Cacao en polvo 25 g
  • Plátano maduro 1
  • Chocolate negro 50 g
  • Naranjas 1
  • Leche de arroz y almendras 150 ml
  • Miel opcional al gusto
  • Sal
  • arándanos
  • Almendras picadas

PREPARACIÓN:

Sacar la pulpa del aguacate con cuidado. Dependiendo del tamaño, necesitaremos uno grande o dos pequeños, debemos obtener unos 200 g. Derretir el chocolate en el microondas con cuidado o al baño maría. Picar los dátiles sin hueso -recomiendo los medjool, muy dulces y jugosos-. Si estuvieran muy secos, se pueden dejar a remojo en agua tibia un rato antes.

Triturar el aguacate con los dátiles, añadir el cacao en polvo, una pizca de sal, ralladura de naranja y una cucharada de zumo, y volver a triturar. Incorporar el plátano pelado cortado en trozos, triturar y echar también el chocolate. Probar la textura y echar poco a poco la leche, añadiendo más o menos según nos guste. Podemos añadir también un poco de miel o sirope vegetal.

Volver a a triturar el conjunto hasta tener una textura totalmente homogénea y cremosa, sin grumos, con el espesor que nos guste. Repartir en copas o cuencos, tapar con plástico film y dejar en la nevera como mínimo media hora. Servir con almendras picadas, arándanos y ralladura de naranja