Se trata de una salida más de la chistera de las agendas, no se si de la 20-30 o de la 2050, que de todos los plazos hay. "El pasado lunes, el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, presentó la Estrategia Estatal por la Bicicleta, que constituye un punto de inflexión para impulsar su uso en España y que fue aprobada ayer en el Consejo de Ministros".

Durante su intervención, Ábalos afirmó que "ha ido cumpliendo todos los compromisos que adquirió con las distintas entidades de la bicicleta para que los modos de transporte activos ganen el terreno al vehículo privado, lo que hace necesario reconfigurar los modelos de ciudad y apostar por una ciudad accesible y cercana".

Pues en temas tan estratégicos como éste y si se vacuna o no a la selección española de fútbol, anda el desgobierno de esta nación. Y en concreto el ministro Ábalos. Cuando el tema ya no de más de sí, sacarán La Estrategia Estatal por el Patinete y si éste ya no da para más, vendrá La Estrategia Estatal para ir en el coche de San Fernando (eléctrico, por supuesto), unas veces a pie y otras andando.

Pero no está sólo, detrás de esta mamarrachada de puro artificio como es ésta, hay toda una corte de papanatas, conversos recientes al pseudo ambientalismo a no se sabe qué sostenibilidad y demás mandangas, todos para ver que provecho crematístico en contante y sonante, sueldos, fundaciones, cargos, carguitos y subvenciones pueden trincar del erario público. Incluso, algunos por tirarse el pisto, desconociendo los más elementales principios de la ecología, que no del ecologismo, que no es otra cosa que la militancia progre a años luz del más mínimo cientificismo.

Según lo dicho por Ábalos, dentro del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, la movilidad activa es una de las protagonistas a la que dota de toda una pasta, cerca de 3.000 millones de euros "destinados a la creación de zonas de bajas emisiones, itinerarios peatonales y la promoción del uso de la bicicleta" y no se cortó un pelo en anunciar subvenciones a troche y moche. En "roman paladino", más despilfarro del dinero público para chiringuitos.

Todavía estoy por ver a Ábalos llegando al ministerio en bicicleta, aunque solo fuese como hiciese andando el ex vicepresidente Iglesias no ha mucho antes de un debate televisivo, en que se apeó del coche un minuto antes para coger el taxi de un amiguete que le seguía. Una sugerencia y una foto, ministro Ábalos, 100 ms antes de llegar a su despacho, deje usted su coche oficial y entre en el amplio patio del ministerio en bicicleta. Pues, que sepa, hasta ahora no se ha estrenado. A esta estrategia de la bicicleta se han apuntado ya las ministras, ministros y ministres más progres del gabinete (las talibanas Ribera, Celaá, Montero; las incompetentes y sectarias Maroto, Díaz, Darias y el traidor Marlasca, todos ellos, eso sí, con una lamentable gestión a sus espaldas.

En el afán de cambiar mentes, conductas, hábitos, alimentación, y la movilidad que conocemos, están empeñados en meternos un neo lenguaje de nuevo cuño. Ya no vale solamente con utilizar "movilidad sostenible", "resiliencia", "inclusivo", "ecomovilidad", etc. Pues ahora, uno más: "modos de transporte activos". ¿Me podría decir ministro que es eso de modos activos? Creo que ni quién se lo haya escrito lo sabe. Farfolla y más farfolla.

Ministro, el adoctrinamiento empieza por uno mismo y debe empezar a dar ejemplo, al tiempo que sus colegas ministeriales, sean progres o menos progres y desde aquí le invitamos a cerrar el parque móvil de vehículos oficiales y abrir uno de bicicletas oficiales.

Mire ministro, dedíquese a las cosas importantes y urgentes si usted quiere mejorar el medio ambiente, por ejemplo a potenciar las mercancías ferroviarias, que de una tacada mejoraría la seguridad de nuestras carreteras, reduciría atascos, consumiríamos menos carburantes y según dicen emitiríamos menos CO2, salvo el que se emite en la construcción de trenes, por ejemplo. Pero claro, con los "lobbistas" de la carretera hemos topado y a eso es más complicado hincarle el diente que salir detrás de un atril y largarnos una perorata que al personal le importa una higa y le va a hacer la vida todavía más difícil de lo que ya la tiene.

Anda que no tiene usted tajos importantes y necesidades los ciudadanos como para "pulirse" 3.000 millones en hacer aparcamientos pilotos para bicis, itinerarios peatonales, vías verdes, cuando todo el campo es una vía verde. Todo esto, me recuerda de mis años mozos de los 60, el Gran Salto Adelante de la China maoísta en que el personal iba todo él en bicicleta, vestidos con monos de dril y en alpargatas pero, nunca mejor traído, todo se andará, perdón, en bicicleta.