“Soy esclavo de las sombras que aclaran toda inspiración:mi vida sería silencios y esperas sin el balbuceo de mi obra.”, con esta frase abre la web de Salvador Amaya, http://www.salvadoramaya.com/

Salvador Amaya nace en Madrid en 1970. Hijo del escultor Marino Amaya, desde su infancia ha vivido en ese ambiente artístico,  aprendiendo con su padre y ayudándole ya desde la adolescencia. De  hecho en varias ocasiones han llegado a trabajar juntos, como es el caso  del Monumento a los Donantes de Sangre en León. Aparte de la  influencia de su padre, Salvador se ha dejado influir por los grandes  clásicos de la escultura; desde los maestros renacentistas italianos, hasta  nuestros clásicos, como Benlliure, Marina, Querol... Salvador es un  ejemplo de asimilación, de cómo aprender de los maestros y subido en sus hombros llegar un poco más alto. se desenvuelve con brillantez en su obra “Libertad”, se nos revela como un gran retratista, con ejemplos como  “Valle-Inclán”, se coloca a la misma altura que sus maestros con “Blas de Lezo” y nos abre un universo creativo, pleno de aciertos, matices y  posibilidades con su obra “Peregrino”.
 
Ante los últimos acontecimientos de ataques a nuestro legado en EEUU y la repercusión que está tomando esta moda en un ataque sin sentido a nuestra cultura también aquí en España, Salvador muy amablemente nos ha atendido para dejar su opinión ante esta barbarie.
 

¿Cómo valora los recientes ataques a estatuas vinculadas al legado hispánico?

Estoy viviendo los acontecimientos con una mezcla de indignación y desconcierto. Me aterra ver como la maldad se ha alineado junto a la ignorancia para destruir todo aquello que no tiene cabida en la agenda globalista. Hemos visto como los talibanes destruían colosales estatuas milenarias budistas o como el Isis dinamitó los restos de la ciudad romana de Palmira, pero jamás imaginábamos que occidente caería en su propia autodestrucción. El monumento público no deja de ser un reflejo de la sociedad en un determinado momento, de su sentir y de sus características espirituales; que pretendan acabar con la historia vandalizando monumentos es más propio de bestias irracionales que de sociedades civilizadas. 

Esto no va de racismo ni de brutalidad policial, esto es como nuestro 15M, como las primaveras árabes, el asesinato de Floyd sólo ha sido la excusa para desatar el caos.

 

Aunque realmente no tengan nada que ver con la brutal muerte de Floyd...

Aunque realmente no tengan nada que ver con la negligente muerte de un delincuente a manos de una bestia... Esto no va de racismo ni de brutalidad policial, esto es como nuestro 15M, como las primaveras árabes, el asesinato de Floyd sólo ha sido la excusa para desatar el caos. Un hecho violento puntual ha sido aprovechado por lobbies que esperaban latentes el momento para desestabilizar las conciencias e imponer "democraticamente" las nuevas corrientes de pensamiento. 
 
Es muy grave asociar racismo a España, cuando el verdadero racismo fue anglosajón...
 
Totalmente. No me cansaré de repetir que España fue el primer país en legislar para evitar los abusos hacia los indígenas. Los territorios anexionados a España tenían categoría de provincia, no de colonia, y como tal, los habitantes de las provincias de ultramar eran tan españoles como los peninsulares. Dudo que puedan presumir de lo mismo franceses, alemanes y belgas con sus zoos humanos, y por supuesto los ingleses, que después de exterminar toda vida aborígen en Australia, mantenían la esclavitud en la India hasta hace apenas unas décadas. Tampoco quiero olvidarme del millón y medio de filipinos que murieron a manos de los EEUU después de la guerra hispanoamericana, con la clara intencionalidad de hacer desaparecer cualquier vestigio del idioma y cultura españolas en las Islas. No debemos compararnos con nadie porque España dejó un legado riquísimo allí donde llegó su bandera y fue la artífice de algo tan maravilloso como fue el mestizaje, pero tampoco deberíamos consentir que sean, precisamente, los que más tienen que callar quienes quieran reescribir nuestra historia. 

Lo que no entiendo es que haya españoles sin orgullo ni amor propio, a los que no les duela oír hablar de su país en los términos que estamos escuchando.

 WhatsApp_Image_2020-06-21_at_12.07.02

¿Quién está detrás de todo esto este movimiento antihispánico?

A lo largo de los siglos, la masonería ha hecho grandes esfuerzos por derribar las raíces cristianas de la conquista e hispanizacion de América. Si queremos ser rigurosos a la hora de contextualizar los hechos, no debemos olvidar que la fe era un motivo muy poderoso por el que emprender la compleja expansión del Imperio español. El desarrollo del comercio, la explotación de las materias primas, la visión de tierras desconocidas que se abrían a los ojos de todo el mundo, requería de unas bases morales y espirituales que dieran sentido a la cosmovisión que se comenzaba a vislumbrar. El sentido religioso de la conquista no se le ha perdonado a España, sobre todo por parte de quienes ejercían la piratería y todo tipo de tropelías en una época en que la legislación y la administración española eran ejemplares. Esa "condena" por haber hecho las cosas bien, nos ha ido lastrando a lo largo de los siglos hasta que el marxismo, habiendo agotado la lucha de clases, pugna por pervivir subido a hombros de la lucha de géneros y ahora de la lucha de razas. 
 

¿Por qué molesta tanto el recuerdo de nuestro glorioso pasado imperial?

Qué les moleste a naciones tradicionalmente enemigas no me importa mucho. Ya se han despachado a gusto creando una leyenda negra antiespañola difícil de revertir teniendo unas instituciones, con capacidad para rebatirla pero, sin interés por hacerlo. Lo que no entiendo es que haya españoles sin orgullo ni amor propio, a los que no les duela oír hablar de su país en los términos que estamos escuchando. No sé si es que no tienen sangre en las venas, si tienen una debilidad de espíritu incapaz de combatir las agresiones o si es que nos han inoculado unos dogmas ideológicos en línea con la degeneración de valores que estamos viviendo en Occidente. Ya no se si realmente se está atacando a España o lo que su legado universal representa. Si te das cuenta, toda Europa está descompuesta, apenas se mantienen en pie un puñado de naciones de nueva creación. La vieja Europa, la pionera en el pensamiento, la cultura, la ciencia y la fe, ha sido desmantelada y sustituida por naciones irreconocibles. Nos han quitado la identidad, nuestras características particulares, nos han homogeneizado e igualado con otras zonas del mundo. Nada queda de lo que fuimos excepto lo que queda escrito en los libros de historia que ahora pretenden reescribir. El día que lo consigan, olvidaremos, y conseguirán hacer de nosotros una masa dócil de gentes sin raíces que sostengan sus pilares espirituales.

Quienes están destruyendo los monumentos, no sólo vandalizan el patrimonio de todos sino que están destruyendo el trocito de alma que deja el artista en cada obra y el sentido de la misma.

 

Una leyenda que la empezaron los holandeses en el siglo XVI...

Cierto. La influencia española en la época era tal, y abarcábamos tantos ámbitos, que lo único que dejamos desarrollar a nuestros enemigos fue lo que jamás se le ocurriría a la ética española: desprestigiar al oponente con infundios y calumnias. Lamentablemente hemos sido conscientes del daño que nos ha supuesto esa mala fama demasiado tarde. Hasta hace poco no sabíamos de dónde nos venían los palos y apenas conseguíamos defendernos de ataques malintencionados. Considero que la labor emprendida por Elvira Roca para desmontar punto por punto todas las falacias que se han vertido sobre España, ha supuesto un respiro para quienes, heridos, no sabíamos cómo contraatacar. Contamos con grandes historiadores y con mecanismos de promoción muy potentes que podrían acercar la verdad al gran público pero seguimos sin saber hacer pedagogía de lo nuestro, y a quienes nos preocupa el buen nombre de España nos vemos reducidos a movernos en pequeños círculos, prácticamente clandestinos. 
 

¿Como artista y español, le duelen estos hechos?

Muchísimo. Están atacando mi trabajo y mi razón de ser. Quienes están destruyendo los monumentos, no sólo vandalizan el patrimonio de todos sino que están destruyendo el trocito de alma que deja el artista en cada obra y el sentido de la misma. Un monumento público es más que bronce y piedra, expresa las circunstancias, inquietudes y pulsiones de un pueblo en un determinado momento histórico. Por eso se erigen, para perpetuar la memoria de alguien que ha hecho algo positivo por su comunidad o una hazaña representativa en la Historia. Pretender sacar de contexto el momento que expresan es sólo la tapadera de los ignorantes para culpar a lo heredado de su mediocridad. Es más, no conozco ningún otro período donde haya habido tanto llorón. En lugar de buscar la excelencia personal, se dedican a culpar a sus antepasados de sus carencias. Es una actitud muy cómoda, y muy propia de estos tiempos burgueses que vivimos
 

Importancia de reivindicar la magna obra del descubrimiento de América....

Es capital. No podemos olvidar que fuimos protagonistas de uno de los episodios fundamentales de la Historia universal. No sólo el descubrimiento, la circunnavegacion, la apertura de nuevas rutas marítimas, sino que debemos reclamar la acción civilizadora que llevamos a los confines del mundo. Universidades, imprentas, tribunales de justicia, un idioma común, ciencia y hasta una expedición filantrópica para llevar la vacuna de la viruela; no sólo abrimos América al mundo sino que lo civilizamos. Pero incluso debemos poner de manifiesto todas las dificultades que surgieron hasta conseguirlo. ¿Por qué no hablar de cómo Cabeza de Vaca recorrió 11.000 kms. buscando algún rastro español después de haber sido esclavizado por los nativos? ¿Por qué ocultar que Pizarro conquistó Perú con apenas 200 soldados porque el imperio inca se encontraba inmersa en una cruenta guerra civil? ¿Por qué no decir que el primer mestizo fue fruto de la relación de Hernan Cortes y una indígena esclavizada por los suyos? Todas las conquistas a lo largo de la historia han tenido episodios dramáticos y sangrientos, y no vamos a pensar que los españoles fuimos menos que otros pueblos colonizadores pero debemos poner sobre la mesa todos los datos contrastables y no sólo los que interesan a determinados lobbies. Y es que ya que dentro de lo que fue la Conquista podemos encontrar hazañas realmente épicas, podemos usarlas como revulsivo a este sentimiento de culpa en el que pretenden imbuirnos 
WhatsApp_Image_2020-06-21_at_12.07.44
 

Después de su aclamada estatua a los últimos de Filipinas en Madrid, ¿Qué proyectos tiene?

Pues a decir verdad, la pandemia ha paralizado un par de proyectos en los que estábamos trabajando para convertirlos en realidad, supongo que más adelante los retomaremos pero con esta nueva situación se están abriendo nuevas oportunidades. Aún quedan herederos del legado español en EEUU que están luchando con fuerza contra tanta mentira y estamos viendo la posibilidad de retomar los programas monumentales de carácter español como respuesta a la vandalizacion que están sufriendo los ya existentes. Ni siquiera tenemos por qué caer en la provocación de los estados del sur, y si no que pregunten a los alaskeños la cantidad de calles e instituciones oficiales que llevan el nombre de Alejandro Malaspina o a cualquier norteamericano por Hernando de Soto. Quizá en estos momentos toca proyectarse hacia EEUU mientras en España nos recomponemos un poco de los efectos de la pandemia 
 

¿Que nos puede decir del proyecto de hacer un monumento a los Tercios en Madrid?

Pues que sigue en pie. Está costando más de lo que esperábamos poder hacerlo realidad. Por una parte, hubo que esperar a que el Ayuntamiento de Madrid cambiara de gobierno, ya que el anterior no estaba receptivo a ceder espacio municipal a proyectos que ensalzaran nuestra mejor historia. Con todas las trabas administrativas que había, era imposible encontrar patrocinadores y tuvimos que esperar. El monumento a los Tercios está compuesto por un grupo de figuras y ni el presupuesto ni los requisitos técnicos son tema baladí. Vamos a hacer las cosas bien, y si hay que esperar un poco más, esperamos. Aunque se abrirá una suscripción popular para todos los ciudadanos que quieran formar parte del proyecto lo hagan, hemos encontrado un patrocinador dispuesto a sufragar la parte que falte para culminarlo, así que espero que podamos empezar con los trabajos pronto, y es que será un proceso largo y laborioso que llevará al menos año y medio hasta verlo convertido en bronce.

Mientras queden libros y crónicas que fundamenten nuestro legado, seguiremos trabajando para poner en valor nuestra aportación a la Historia Universal

 

Gente como Ferrer Dalmau en pintura y usted en escultura han significado un hito en la popularización de la historia de España...

 
Al final, el arte es una plataforma visual y por tanto, de impacto rápido. La televisión, el cine también lo son pero están demasiado ideológizadas. Hemos encontrado la forma de aunar el arte con el rigor histórico, la estética con la parte espiritual, y el público ha respondido. Hemos sacado el arte de los museos y la historia de los libros, a la calle. Es necesario que las bases sobre las que se levanta una sociedad, esto es, la cultura y la tradición, sean accesibles a todos los ciudadanos. Es más fácil explicar un relato a través de los personajes y paisajes de un cuadro y transmitir valores a través de una estatua, así que hay cierto concepto de servicio público en lo que hacemos 
 

Pese a todo lo dicho, aún quedan muchas estatuas vinculadas al pasado hispánico en América....

Y aunque las derriben todas, volveremos a levantarlas. Mientras queden libros y crónicas que fundamenten nuestro legado, seguiremos trabajando para poner en valor nuestra aportación a la Historia Universal
 

¿A qué figura histórica le gustaría dedicar una estatua?

El repertorio es inabarcable: Churruca, el Cid, Cristóbal de Mondragón, Julián Sánchez "El Charro", aunque reconozco tener algunas espinitas clavadas como hacer una Maria Pacheco para Toledo o un Alfonso X para la Universidad de Salamanca. No siempre encuentro instituciones que se ilusionen o encuentren potencial a nuestra historia pero mientras me quede energía para trabajar la arcilla y fuerza en el corazón, seguiré luchando por hacer del nuestro, un país orgulloso de ser quien es. 
WhatsApp_Image_2020-06-21_at_12.07.16