En muchos bloques de viviendas de la Sierra de Madrid no se dispone de ascensor. Con alturas de hasta 4 y 5 plantas la normativa no obligaba en muchos municipios a disponer de esta instalación. Según el portal pisos.com, la colocación de uns ascensor revaloriza el valor de un inmueble entre un 35 a un 40%. Un átioo nos parecerá un cuarto sin ascensor insalvable para una persona mayor o en caso de que nos surja alguna limitación física Una vivienda de segunda mano en una finca con ascensor es accesible para cualquier perfil de comprador o de inquilino, que no se encotnrará limitado por sus características personales Actualmente, hay que tener en cuenta que la Ley de Propiedad Horizontal indica que para instalar el ascensor solo es necesario el voto favorable de la mayoría de propietarios, pero además será obligatoria cuando sea solicitada por propietarios con discapacidad motora o mayores de 70 , en los que “ se instalará sin necesidad de contar con la aprobación de la comunidad hasta un importe de doce mensualidades ordinarias, descontadas las ayudas y subvenciones públicas” El Plan de Vivienda 2013-2016 fija la cuantía de las ayudas que pueden solicitarse por la adopción de medidas accesibilidad en 4.000 euros por vivienda. Con estos datos en la mano parece que si alguno de estos perfiles de vecinos existe en una comunidad sin ascensor (muy habitual en viviendas antíguas) será bastante habitual que se presente esta oportunidad. Los ascensores, como cualquier maquinaria actual, han evolucionado hasta convertirse en instalaciones sileciosas y eficientes, dotadas con variadores de velocidad, iluminación LED de apagado cuando el ascensror no se encuentra en servicio y con un ajuste preciso en los desembarcos Existen diversas soluciones para instalar un ascensor en los edificios. La mejor solución es utilizar el propio hueco de escalera, un patio interior, ó en la fachada del edificio ,incluso reconstruyendo la escalera para crear el espacio necesario. El presupuesto medio puede variar desde los 40.000 hasta los 80.000 euros en función del emplazamiento, ya si se debe actuar en la estructura del edificio para colocar el nuevo ascensor la obra será más larga y cara.   INCONVENIENTES Resulta obligada la contratación de un seguro de mantenimiento de la empresa mantenedora y una inspección periódica técnica cada cuatro años, realizada por un Organismo de Control Acreditado (OCA) que verifica todos los sistemas de seguridad Se debe contratar una línea telefónica, obligatoria desde el año 2005, para el aviso a la empresa mantenedorra en caso de avería, gasto que se puede contratar a parte o incluida en la cuota de mantenimiento   PASOS PARA LA CONSTRUCCION Una vez votada la instalación de escensor en la junta de vecinos, es necesario contactar con un técnico independiente de las compañías que redacte el proyecto de ascensor, evaluando las opciones para instalarlo y asesore a la comunidad de manera independiente a cualquier compañía de ascensores o contratista. Tal vez el hueco de escalera sea corto, no se quiera que el desembarque sea en la meseta de la escalera y haya que subir y bajar escaleras en cualquier caso, o el acceso al rellano se produzca a través de alguna terraza. El proceso de instalación del ascensor comienza con un proyecto de ejecución visado realizado por un arquitecto o arquitecto técnico, la licencia municipal de obra, la tramitación de subvenciones y la ejecución de las obras, que pueden demorarse entre 3 y 8 meses, según la complejidad del proyecto y las consultas al ayuntamiento. En un próximo artículo revisaremos un caso real de colocación de ascensor en un bloque de 5 plantas (baja+4) realizado en colaboración con el Arquitecto Francisco Medina Abenoza, en el que el Aparejador en la Dirección de Ejecución y Coordinación de Seguridad ha sido el autor del artículo, Santiago Durán García.       DOCUMENTACIÓN NECESARIA Lo primero que resulta necesario es el Proyecto de obras firmado por arquitecto o arquitecto técnico (no estamos ante una obra LOE (no hay alteración de la configuración arquitectónica del edifico afectado) y visado por su colegio profesional correspondiente que incluirá, además de las propias que el técnico redactor considere, las determinaciones y referencias siguientes:

  • Memoria descriptiva de la solución adoptada, que justificará suficientemente la imposibilidad de localizar el ascensor en cualquier otro emplazamiento alternativo del edificio, así como la solución planteada, desde el punto de vista urbanístico, constructivo y compositivo.
  • Reportaje fotográfico del estado actual del edificio y su entorno, y, en caso de edificios protegidos, fotocomposición de la imagen final.
  • Plano a escala suficiente del entorno afectado, señalando la separación a los linderos y otros edificios, en el que se grafíen los recorridos peatonales y rodados existentes y se defina la incidencia de la torre de ascensor proyectada sobre los mismos.
  • Planos del estado actual y reformado de la edificación en plantas, secciones y alzados.
  • Planos de construcción y detalles de montaje y estructura.

Para instalación en municipios de la Sierra Norte de Madrid, es necesario realizar las consultas pertinentes que dependerán de los criterios de cada ayuntamiento Captura de pantalla 2015-10-01 a las 21.07.33Si su comunidad se encuentra ante un problema similar, y quiere realizar un estudio del coste de una obra semejante, estamos a su disposición en los teléfonos y correos que aparecen a continuación.   Francisco Medina Abenoza Arquitecto T: 916.614.194 www.medina-arquitectura.net fmedina@medina-arquitectura.net   Santiago Durán García Arquitecto Técnico (UPM) MDI Máster En Dirección Inmobiliaria (UPM) EEM Gestor Energético Europeo (UPM European Energy Manager) T/f 918.433.646 M. 618.519.717 www.sduran.es santiagodurangarcia@gmail.com/ s.duran@sduran.es   Biografía Coordinadora General de Urbanismo del Ayuntamiento de Madrid, Instrucción 4/2008, estableciendo los criterios, condiciones y procedimientos para la instalación de ascensores en fachada de edificios existentes. El PGOUM de Madrid, en su artículo 7.8.3.5, autorizaba al Ayuntamiento a incluir criterios reguladores para la implantación de torres de ascensores que, en su caso, pudieran establecerse de forma pormenorizada en zonas verdes colindantes con edificios residenciales existentes, carentes de ascensor.