Previo al ataque del 11/S/2001, el Afganistán de los Taliban era base para Al-Qaeda. La inteligencia estadounidense situaba entre Afganistan y Pakistan la sede principal de Bin Laden. La invasión de Afganistán fué parte de la "guerra contra el terror" del Presidente George W. Bush tras los ataques del 11/S/2001.

El anuncio del Presidente Obama en junio 2011 de una retirada de tropas de Afganistán, fue interpretado en Washington y en Kabul como la reducción  del compromiso de EEUU. Sin mencionar al presidente afgano Hamid Karzai y su enfoque "construcción de la nación en casa", la retirada de Obama y su Vicepresidente Biden tuvo presente únicamente los intereses de Estados Unidos. El terror había ganado a la democracia.

El 29 de febrero de 2020, en Doha/Qatar, el Presidente Trump fijaba con los Taliban, un calendario de retirada de sus tropas y aliados. A cambio, los Taliban no permitirían que ninguno de sus miembros, ni otras personas o grupos, incluida Al-Qaeda, usasen el territorio afgano para amenazar la seguridad de Estados Unidos y sus aliados.

Pero eso no significa que no utilicen Afganistán para provocar tensiones entre la India y el Pakistán” nucleares y para desestabilizar Asia.

El Estado Islámico del Gran Jorasán, EIK/ISIS-K/ISKP, franquicia en 2015 de aquel EI/ISIS que controlaba grandes zonas en Siria e Irak, estaba inicialmente compuesto por ex miembros de los talibanes paquistaníes expulsados ​​de Waziristán del Norte por una ofensiva militar paquistaní y establecía su primera base en Nangarhar al Este de Afganistán.

Entre ISKP y los Taliban y Al-Qaeda existe un odio mutuo de competidores por la imposición de una sharia, del terror. El Talibán insiste en que su objetivo se queda en Afganistán, el EI es más globalista y terrorista principalmente contra Occidente y la ONU.

El ISKP entró en una guerra territorial, cada vez más sangrienta, con los Taliban, luchando por el territorio y los reclutas. En 2016 el E.I. Jorasán/Korasán/Khurasán (EIK/ISKP ) contaba entre 3.000 y 8.000 combatientes que, tras derrotas con las fuerzas occidentales y afganas y con los talibanes, en 2019 quedaban reducidos a 2.500 reorganizándose en las provincias de Nangarhar y Kunar.

Haqqani tiene con el ISKP vínculos más profundos que cualquier otra facción Taliban. La mafia HQN “envió cientos de combatientes para apoyar  la lucha del EI en Irak y Siria. Muchos de estos 'combatientes extranjeros “Afganis” regresaron a Afganistan para unirse al grupo.

En 2020, el EI/ISKP nombró a un ex "comandante HQN de nivel medio" como su nuevo líder.

Un informe ONU de 2020 señalaba que "la mayoría de los ataques reivindicados por el EI en Afganistán, mostraban cierta 'participación, facilitación o prestación de asistencia técnica' por parte de  HQN.

En mayo de 2020, los afganos destruían una "célula conjunta" de combatientes Haqqani y del EI/ISKP.

Entre 2015 y 2021 el ISKP perdía 6 de sus líderes, cuatro en bombardeos y los 2 últimos detenidos. Cinco de 6 eran paquistaníes --3 antiguos talibanes paquistaníes, Tehrik-e-Talibán Pakistán (TTP),)-- y 1 desertor talibán.

Antes de la caída de Kabul, la ONU informaba que Al Qaeda estaba presente, en al menos 15 provincias afganas, ocupando la mitad del territorio, sobre todo en las regiones del E, S y SE del país. Al-Qaeda tendría entre 400 y 600 combatientes, que tras la victoria talibán se habían incrementado. Según los expertos Al-Qaeda y la mafia Haqqani (HQN) están hoy entrelazados, y es muy poco probable que corten los lazos.

El EIK/ISK en los últimos años atacó, en Afganistán, autoridades del país y fuerzas de seguridad pero, al igual que los Taliban, también minorías étnicas y religiosas como hazaras y chiíes, reviviendo el anterior gobierno Taliban y desmintiendo mediante hechos cualquier declaración sobre reforma e inclusión.

La Inteligencia aliada ha atribuido al ISKP algunas de las peores atrocidades en Afganistán tales como ataques a escuelas de niñas, hospitales e incluso a una sala de maternidad donde, mataron a tiros a mujeres embarazadas y enfermeras.

Tras la victoria Talibán 15 de agosto 2021 el ISKP consideraba el logro Taliban una "falsa victoria”, pues Estados Unidos había restaurado el Gobierno Talibán regalándole Kabul sin disparar un tiro. Ademas, dudaba de la voluntad Taliban de aplicar verdaderamente la sharia. Su portavoz Abú Hamza al Qurashi, llamaba al acuerdo  "alianza entre los apóstatas talibán y los cruzados para combatir a Estado Islámico”.

Durante dos décadas, los Taliban, HQN y aliados de Al-Qaeda, a través de  la red Kabul Attack Network (KAN), atacaron a funcionarios afganos, Fuerzas de Seguridad Nacional Afganas (ANSF) y Militares ISAF/EEUU para demostrar a los civiles afganos que el gobierno de Kabul era débil e ineficaz,

El ISKP, que ve a los Taliban como una amenaza existencial, no parará mediante ataques implacables y letales, como en décadas anteriores, para socavar la credibilidad, legitimidad y capacidad del gobierno Taliban en Kabul, para dar seguridad; diferenciar ISKP de los Taliban; resaltar la determinación del ISKP ante audiencias que faciliten la supervivencia de la organización terrorista; reclutar y para presentar a su rival Talibán como traidor y colaboracionista de Occidente evacuando espías con EEUUs.

Puede que no fuera una coincidencia que Khalil ur-Rahman HQN, un terrorista con 5 millones de dólares estadounidenses por su cabeza, fuera nombrado jefe de seguridad en Kabul en agosto de 2021 una semana antes de que un atentado suicida asesinaba 13 soldados estadounidenses y más de 160 civiles afganos en el aeropuerto de Kabul. “El zorro custodiaba el gallinero”.

Durante los 4 primeros meses del 2021 el ISKP fué responsable de 77 ataques, un 20% mas que en ese periodo del 2020. El 8 de junio también atacaba a desminadores de la ONG HALO Trust en la provincia de Baghlan resultando 10 muertos y 16 heridos.

Los informes apuntaban a que la inteligencia paquistaní presionaba a la mafia Haqqani para estrechar lazos con el EI/ISKP. La influencia de la HQN en ISKP no se limita a los cuadros que se unen al equipo, sino que también afecta a aspectos, como control de liderazgo, de las comisiones militares y de inteligencia y de los emires del ISKP a nivel distrito.

El ISKP está actualmente dividido en 3 facciones: Aslam Farooqi, Mauvviya e Imam Bukhari. La Inteligencia pakistaní (ISI), ayuda al HQN a abrir vías con la facción Imam Bukhari para incorporarlo al redil y mantener una sólida cooperación operativa.

En Julio 2021, el ISKP tenía entre 500 y 1.500 combatientes y según subrayaba ONU, a pesar de las pérdidas territoriales, de liderazgo, de personal y financieras de 2020 en las provincias de Kunar y Nangarhar", había logrado expandirse a otras provincias, como Nuristán, Badghis, Sari Pul, Baghlan, Badajsán y Kunduz.

 

En Kabul y sus alrededores, donde comete la mayoría de sus atentados, ISKP reforzaba sus posiciones y situaba “células durmientes”. Su líder actual, Shabab al Muhajir, árabe experto en guerrilla urbana, sería el cerebro de los atentados más sofisticados.

El ataque del Islamic State Khorasan (ISKP) en el aeropuerto de Kabul constituyó el inicio de una campaña de guerrilla urbana y rural contra los Taliban, en una previsible nueva fase en la guerra civil de Afganistan.

En 16 días entre finales de Septiembre y primeros de octubre del 2021 el ISK se atribuyó 28 ataques en todo el país, incluyendo una bomba a la entrada de la mezquita Eid Gah en Kabul, contra el funeral de la madre del jefe portavoz Taliban y un ataque a la mezquita chií Fatimeh Imam Bargah en Kandahar que mató a más de 40 personas.

Los Taliban pasaban de ser una fuerza insurgente terrorista a una contrainsurgente antiterrorista. Para combatir al ISKP los Taliban tendrán que apoyarse en Haqqani, que es proxy de Pakistan y tiene vínculos con el ISKP, también en Al-Qaeda y en ONGs de la violencia.

El ISKP, con su propaganda como multiplicador de fuerzas para sus ramas regionales y sus afiliados, busca mantener su relevancia, reconstruir sus filas, reclutando y entrenando seguidores, tanto yihadistas afganos como paquistaníes, especialmente desertores talibanes afganos que no consideran su organización "suficientemente radical” y rechazan el proceso de paz.

 

El Subsecretario de Defensa USA, Kahl, en octubre de 2021 declaraba. El Estado Islámico en Afganistán y Al Qaeda tienen la intención de llevar a cabo operaciones externas, incluso contra Estados Unidos”…Podríamos ver el Estado Islámico en Afganistán generar esa capacidad en en algún lugar entre seis y doce meses ... Al Qaeda tardaría uno o dos años.

Acertaran con los tiempos?

En RESUMEN, los civiles se enfrentan a una combinación paralizante de necesidades humanitarias, represión y violencia terrorista gubernamental y no gubernamental en múltiples frentes pero el mundo mira a Ukrania.

EEUU se enfrenta a China mientras los gallos de Europa, que arrastran los pies, obligan a EEUU a desdoblarse ante una gesticulación rusa de influencia para liderazgo global. Una UTE ruso china e iraní contribuye a la distracción.

India y su población muy cercana a la China es el posible equilibrado.

La Verdad llegó anunciando la Paz en la Tierra a los hombres de buena voluntad y se fué mandando Amor entre todos otros como El nos amó.

 

Vicente Díaz de Villegas y Herrería

Soldado de España

28/1/2022

 

ISKP, Khorasan Siglo VI (tierra del sol o provincia oriental) comprendía los territorios actuales del NW de Iran, partes de Afganistan  y partes del sur de Asia central.

EIIL, Estado Islámico de Irak y el Levante, también Estado Islámico de Irak y Siria o, cubre aproximadamente Siria, Jordania, Israel, Palestina,Líbano, Libia, Chipre y parte de Turquía.