El conjunto de Asier Garitano se adelantó en el marcador por medio de Eraso, con un disparo colocado desde fuera del área. Benzema igualó la contienda con un remate picado tras un gran pase de Lucas Vázquez. Sin embargo, el Leganés asestó el golpe definitivo al partido y a la eliminatoria por medio de Gabriel Pires, que con un cabezazo impecable dejaba en la cuneta al Real Madrid.

Ni equipo A ni B. Jugadores andando, ya renovados multimillonariamente, eso sí y dando la impresión que no son aptos no ya para el Real Madrid, si no para algún equipo de primera. Casilla, Achraff, Ramos, Llorente, Mayoral, Lucas Vazquez e incluso Isco que a parte de gambeteos, poco más aporta al equipo.

Preocupante que Asensio vaya a ser otro bluf, que Kross no es lo que era y Kovacic no está como el primer año en el equipo.

Tres semanas para enfrentarse al Paris Saint Germain, como única moneda para hacer una campaña medianamente digna y si no el aficionado madridista se verá a finales de Febrero sin tener que ver futbol.

Zinedine Zidane, dicen que va a dejar el Club al final de la temporada ¿No puede ser antes? y Cristiano pidiendo 40 millones por temporada y que si no se va...adiós; y de Florentino...ya hablaremos otro día.

Lo de hoy, no es una simple eliminación, es una afrenta a los aficionados y al escudo que portan y ya nadie se olvida que fueron un vendaval, cuando estaban para renovar.

Los madridistas piden un Club y no una emporesa