Tremendo que casi un cuarenta por ciento de la población catalana quiso en su día la secesión. Y ahora salgan sus líderes de la cárcel, con la venia del ''rey'' que simplemente para mantenerse en la poltrona de su trono firma todo lo que le pongan por delante de la cara (típico de una monarquía parlamentaria) aunque eso suponga firmar la sentencia de muerte definitiva de España como país. En fin, otro de los grandes culpables de la imposición de este régimen desastroso actual. 
 
También es verdad que tampoco los puedes tener toda la vida pues el problema no son sólo esos ''mascachapas'' sino además todos los partidos del sistema que durante más de cuarenta años han alimentado la discordia por aquellos lugares, y por algunos otros, avalados desde el exterior.

Lo pregunto de nuevo, ¿cómo vamos a solucionar el llamado ''problema catalán'' cuando es precisamente esta constitución, este régimen, los que en gran parte nos ha llevado a la situación actual permitiendo y potenciando las taifas autonómicas o ''Estados-Nación liberales''?. Porque ya está bien, dejémonos de estupideces, no tratemos el problema de Cataluña dividiendo a la gente del lugar entre independentistas y constitucionalistas.

Dejemos de decir también que el señor Pedro Sánchez o la llamada izquierda en general son los culpables de la situación en Cataluña cuando en realidad es este régimen demoliberal del 78 el que ha pactado, alimentado y permitido siempre el separatismo durante décadas por medio de entre otras cosas dar a las autonomías unas competencias que no les corresponden y encima con esas competencias conseguir por medio de la educación idiotizar más y alimentar pensamientos tremendos como el del señor Prat de la Riva en su día, ese de utilizar el odio para separar a Cataluña de España cuando España es Cataluña.

Lo dije ya en su momento y lo repito, cazar a los líderes caraduras, cárcel o expulsión para ellos y por otro lado solucionar el problema de la economía pues Cataluña era la región más rica de España y ahora es de las más endeudadas con casi 80.000 millones de deuda y aumentando y por ahí es por donde pescan también una gran parte de gente los llamados independentistas de ese malestar catalán dirigido por verdaderos caraduras y aprovechados, monigotes vendepatrias y tontos útiles para los enemigos que quieren destruir España como país.

Resumiendo. Esto no es más que una reacción irracional de cierto sector de la población contra la ruina catalana y nacional dirigidos por majaderos y ''mascachapas''. Concediendo las competencias que le corresponde a aquella región y a todos las regiones españolas, dando educación, trabajo, en una palabra, futuro, ningún caradura se aprovechará de la situación para montar grescas estúpidas entre españoles y ponérselo con ello fácil a los enemigos de España (los que más se benefician de estas idioteces) pues como dice el dicho, ''a río revuelto ganancia de pescadores''.