es ideal para prepararse en dos tandas y de este modo aprovechar el tiempo cuando tenemos prisa. El día anterior podéis preparar el nabo en el horno y al día siguiente sólo tendréis que montar la ensalada y llevarla a la mesa ¿Qué más se puede pedir?

Ingredientes para 2 personas

  • 1 nabo grande,
  • 1 diente de ajo picado,
  • 1 cucharada de aceite de oliva,
  • 2 cucharadas de semillas de sésamo,
  • 2 cucharadas de miel,
  • 1 pellizco de sal,
  • 1 cucharada de salsa de soja,
  • 2 cucharadas de cilantro picado,
  • 4 o 5 puñados de lechuga,
  • 1 taza de quinoa cocida,
  • 1/4 de taza de cebolleta picada,
  • 2 cucharadas de vinagre de arroz
  • 1 cucharadita de
  • aceite de sésamo tostado.

PREPARACIÓN:

Empezamos calentando el horno a 180ºC. Pelamos el nabo y lo cortamos en cubitos, lo colocamos en un bol y añadimos el ajo picado, el aceite de oliva, 1 cucharada de semillas de sésamo, la miel y la sal.

Mezclamos hasta que este todo unido, lo colocamos en una bandeja de horno y lo cocemos una media hora hasta que esté todo caramelizado. Retiramos la bandeja del horno, añadimos la salsa de soja y el cilantro y lo dejamos enfriar.

Para montar la ensalada, mezclamos los nabos ya fríos con la lechuga troceada, la quinoa cocida, las cebolletas y el resto de semillas de sésamo tostado. Batimos el vinagre y el aceite se sésamo y lo vertemos sobre la ensalada. Mezclamos todo hasta que esté bien combinado y servimos.