A raíz del anuncio de la Junta de Andalucía de su intención de contratar 3.000 auxiliares de control de playas para vigilar las costas andaluzas este verano, la diputada almeriense en el Parlamento de Andalucía Luz Belinda Rodríguez, ha registrado una pregunta dirigida al Consejo de Gobierno de la Junta en la que, alerta de que se podría estar fomentando el intrusismo laboral.
 
Entiende la Diputada que las funciones que, según se ha anunciado, se van a encomendar al personal que la Junta piensa contratar se solapan con las funciones asignadas en la legislación vigente al personal de seguridad privada y a los guardas rurales dentro de la capacitación de guardia rural.
 
Este personal, capacitado y con la formación adecuada para dicha función, posee ya experiencia profesional en el sector, encontrándose muchos de ellos en situación de desempleo.
 
Además de incurrir en intrusismo laboral, añade en su escrito Luz Belinda Rodríguez, formar a personal sin cualificación ni experiencia profesional previa supondrá un importante gasto para las arcas públicas.
 
Por todo ello, cuestiona al Gobierno regional por qué no promueve que se contrate al personal que la Ley de Seguridad Privada habilita para realizar estas funciones y que legalmente están acreditados por el Ministerio de Interior, evitando así el intrusismo profesional.