Cuando los que tienen que dar el mejor ejemplo pierden el honor, ya no lo recobrarán jamás. No será por lo que no se lo hemos advertido. No será porque Isabel Natividad Díaz Ayuso, no se lo dijo alto y claro. El Rey perdió todo el prestigio y dignidad, con su personalidad real que le corresponde como primer español, al ceder ante sus enemigos. No debe esperar a que estos le señalen la puerta, sino que debe irse antes y evitar esa última humillación. ¿Es que no conoce la historia, la condición humana y los españoles? ¿Es que no cree en el demonio? Entonces, seguro que no conoce a la izquierda.

Si en el breve discurso del golpe de estado catalán, del 1 de octubre de 2017, que pronunció tres días después, nos dio esperanza y dijo que no nos abandonaría, ya nos ha abandonado. Si más de media España está envenenada, y no le perdona la vida, pues se quedará sin ella, si decepciona a la otra media España razonable y decente.

Ya no le necesitamos si no sabe responder en los momentos más perentorios. Al menos eso nos dice el poco sentido común que pueda quedarnos. ¿Hay que esperar a que los españoles le indulten como él hizo con los enemigos de España? Hay hechos que el pueblo no olvida ni perdona. El Rey pasa a ser irrelevante. Al menos no podré gritar Viva el Rey, como hasta ahora. Quien por evitar la guerra permite el desorden, tiene muy pronto la guerra y el desorden.

¿A cuántos les gusta esta situación bochornosa, injusta, y asquerosa? Pues les debe gustar a muchos cuando la siguen manteniendo y nada hicieron por evitarla. ¿No ven el proceso tan similar al de Venezuela que conduce al comunismo, a donde ya no hay vuelta atrás? En su táctica de irse metiendo subrepticiamente, sin que nadie se entere, radica su éxito. Ya entró el comunismo en España y pocos se dieron cuenta.

¿La oposición? Sigue en Babia. A ver si Felipe VI huyó para allí como pasaba en aquellos tiempos con el Rey de León. Todavía no se enteraron que llueve y están pingando. Continuar con la derecha dividida es el sino de Pablo Casado. Mientras los otros sinvergüenzas se siguen riendo, cachondeando, y robando lo nuestro. ¡Gracias una vez más, Pablo Casado!; venga días y caigan ollas, según Rajoy. Ustedes son los colaboradores necesarios que los enemigos de España necesitan. Acaban con la paciencia a un santo y los  Santos ya no existen. Ustedes los han matado. Como matan a todos los españoles de bien y quedan ustedes con los más criminales que deben ser de su misma madera.

Nos quedamos sin rey como perdemos hasta la última esperanza, porque era esa la última esperanza que teníamos.

¿Es que no vio quién era Sánchez y que le hacía sombra y cómo lo chuleaba? ¿Por qué no le cortó radical desde el principio?

Ahora mismo al Rey nadie lo nombra, ni los enemigos tras conseguir lo que querían ni los amigos, por vergüenza ajena. Los enemigos de España están encantados porque esta situación bochornosa es la que quieren y porque los cerdos disfrutan en el fango. De eso deben de tener bastante; no hay más que ver a panceta, digo iceta, diciendo que a él no lo humilla ni Dios.

La corrupción en España ya sale por las ventanas. Los medios de comunicación siguen manipulando la información; silenciados y vendidos a Sánchez que ya liquidó la independencia judicial. Ningún medio dijo nada de esa firma del rey. Me enteré por este periódico. Lo mismo que nadie dijo nada de nada de la protesta del Sindicato Solidaridad ante la sede de la CEOE Calle Diego de León 50, contra su presidente Garamendi, por no condenar los indultos. Con esto y el apoyo de los obispos catalanes justificó Sánchez su delito. Hoy 24, acompañamos a los directivos de VOX a presentar el recurso contra los indultos al Tribunal supremo.

Se comentaba lo de los obispos catalanes y la conferencia Episcopal respaldando los indultos. Mejor que cumplieran su deber y no se metieran con la política. Como el demonio se introduce por todos los intersticios y siempre donde más daño hace, pues por eso se metió en buena parte de la iglesia y tenemos un papa comunista.

Por lo demás todo son ataques contra VOX, al que sueñan con eliminarlo. Lo normal... Al igual que todos los problemas van de mal en peor. No hay más explicaciones.

-------------------------------------------------------

"La historia ocurre dos veces: la primera vez como una gran tragedia y la segunda como una miserable farsa". Una especie de ensoñación como les ocurre a los golpistas catalanes que siguen en sus trece como imitando a Garamendi que no para de llorar. 

Cuando los supremacistas, los más perversos, se creen con la razón sin tenerla, y la imponen convencidos de ser superiores a los demás, ocurren estas cosas: que Garamendi llore tanto quizá por lo bien que debe estar comprado por los sociatas. Porque sabe que lo de los sociatas es malo y él lo está potenciado. "Los intereses creados", de Benavente. La Patronal está comprada por el gobierno igual que los sindicatos; Menos Solidaridad. Los obispos eso sí que no lloran; chupan, se dejan comprar y callan. Y hablan cuando menos debieran. Tampoco levantarán la voz si el rey huye de España; ya antes bastante la levantaron para que se fuera.

Y aquí quedaremos los de siempre, la "media España que no se resigna a morir", y menos porque le dé la gana de matarla a la otra media. Porque sea siempre la misma. Quedaremos los de siempre aquí matándonos como la otra vez.