Profesionales del Centro de Salud Pozuelo Estación de la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón han publicado en la prestigiosa revista científica The Lancet un artículo sobre la investigación que han llevado a cabo sobre los principales medicamentos para la hipertensión en pacientes hipertensos infectados con COVID-19. El uso de estos fármacos, concluye el estudio, no afecta a la gravedad o mortalidad en pacientes con la infección.

La revista científica The Lancet publica en su último número (y en preprint) el trabajo realizado por seis médicos de familia del Centro de Salud Pozuelo Estación (Pozuelo de Alarcón) de la Comunidad de Madrid que lleva por título Retrospective Cohort Study of SARS-COV2 Infection in Hypertenses Patients in a Primary Care Center y que analiza  los principales medicamentos para el tratamiento de hipertensión y su asociación con la severidad y supervivencia en 318 pacientes hipertensos infectados por Covid-19 atendidos en este dispositivo de Atención Primaria.  En concreto, la investigación se centra en los fármacos Inhibidores de la Enzima de Conversión a Angiotensina (IECA) o bloqueantes de los Receptores de la Angiotensina II (ARA II).

Los sanitarios parten de la base de que existe una controversia a nivel mundial sobre si los pacientes hipertensos con infección COVID-19 podrían verse afectados en la progresión de su enfermedad o en la mortalidad debido al tratamiento farmacológico con inhibidores del sistema renina-angiotensina-aldosterona.

Los hallazgos de este estudio realizado en un entorno de atención primaria indican que "el uso de fármacos antihipertensivos como IECAS o ARAII no ha dado lugar a un cambio en el curso, la gravedad o la mortalidad de los pacientes con COVID-19 e hipertensión arterial". Por el contrario, la investigación concluye que el peor pronóstico se ha observado en pacientes con antecedentes de ICTUS, fumadores, de más de 75 años de edad y, especialmente, entre los que viven en residencias de ancianos.

La autora principal del estudio es la médica de familia Esther Hernández Castilla, y en el mismo han participado los también médicos de familia Lucía Vallejo Serrano, Mónica Sáenz Ausejo, Beatriz Pax Sánchez, Katharina Ramrath, junto con José María Fernández-Bravo, a su vez director del Centro de Salud Pozuelo Estación.

Se da la circunstancia de que este Centro de Salud registró el 26 de febrero pasado el primer caso de Covid-19 en la Comunidad de Madrid. El caso era un joven que regresó de Milán, zona donde se expandía en ese momento la epidemia.