Una oftalmóloga del Hospital Clínico San Carlos, Bárbara Burgos Blasco, ha sido galardonada con el premio a la mejor médico residente en el área quirúrgica por el Colegio Oficial de Médicos de Madrid, en los premios “fin de residencia” de 2021, que destacan la excelencia durante la formación MIR, entendida no sólo como la más alta calificación obtenida durante la formación, sino como la adquisición de otras capacidades complementarias que son inherentes al papel que debe desarrollar el médico en nuestra sociedad. Bárbara Burgos realizó su residencia en el Servicio de Oftalmología del Clínico San Carlos entre 2017 y 2021, período en el que amplió su formación con la realización de varios estudios de postgrado, como el Máster en Ciencias de la Visión por la Universidad Complutense de Madrid y el Máster en Oftalmología Clínica por la Universidad San Pablo CEU.

También destaca su papel investigador con más de 60 publicaciones en revistas internacionales, habiendo dirigido múltiples proyectos de investigación del Servicio de Oftalmología del Hospital Clínico. También es revisora científica en varias revistas de alto impacto en la especialidad de oftalmología.

Actualmente, Bárbara Burgos desarrolla su actividad profesional en la Unidad de Superficie e Inflamación Ocular del Servicio de Oftalmología del Hospital Clínico San Carlos y en el Banco de Tejidos del hospital.

Esta es la segunda ocasión consecutiva en la que un médico residente de Oftalmología del Hospital Clínico San Carlos se hace merecedor de este galardón, lo que incide en la preparación y talento de los jóvenes oftalmólogos de este hospital público madrileño, ya que en 2020 esta distinción recayó en Blanca Benito Pascual, médico residente entre los años 2016 y 2020 en el Clínico y que actualmente se encuentra ampliando su formación y experiencia como especialista realizando un período de capacitación en córnea en el prestigioso Sydney Eye Hospital, en Australia.