Un estudio reciente publicado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) predice que para el año 2050, un 50% de la población mundial padecerá miopía y un 10% sufrirá un cuadro de miopía alta, lo cual puede conducir a lesiones graves en la vista. Los datos aportados por el informe sobre deficiencia visual pueden presumir no solo un enorme problema desde el punto de vista sanitario sino que pueden suponer una enorme carga financiera en todo el mundo debido a la pérdida de productividad.

Los expertos apuntan a que la actual situación sanitaria contribuye de manera importante al aumento de caso. El confinamiento y las horas pasadas frente a las pantallas agravan el problema. La nueva forma de organización del trabajo, el teletrabajo, puede  afectar  decisivamente a la salud visual de los trabajadores.

El Instituto Regional de Seguridad y Salud en el Trabajo (IRSST) en su publicación Teletrabajo, Seguridad y Salud deja reflejadas numerosas medidas para tratar de reducir los riesgos: correcto mantenimiento de las fuentes de iluminación, así como el uso de luces adaptables, colocar el lugar de trabajo junto a fuentes de luz natural, o acudir a revisiones visuales periódicas son medidas básicas para conservar una buena salud visual.​ 

Los especialistas en este campo también sostienen que, para preservar la agudeza visual de la población y frenar el aumento de la miopía, es fundamental ejercitar la visión de lejos pasando tiempo al aire libre. Reducir el tiempo que se pasa frente a las pantallas también ayuda a disminuir la incidencia. En los casos en los que la persona pasa más tiempo del recomendado (dos horas diarias), frente a una pantalla, es fundamental observar la regla del 20-20-20: apartar la mirada del ordenador cada 20 minutos y dirigirla a unos 20 metros durante 20 segundos.

La publicación Teletrabajo y Prevención de Riesgos Laborales, elaborada por el IRSST, ofrece información sobre cómo afrontar los riesgos derivado del uso de las nuevas tecnologías de la información y comunicación en el trabajo (internet, telefonía móvil, pantallas…) Es importante como medida preventiva un buen diseño ergonómico del puesto de trabajo, teniendo en cuenta además de  la iluminación, la mesa o superficie de trabajo, la silla, el teclado, o el atril.