La Comunidad de Madrid continuará la próxima semana con la realización de pruebas PCR a población de colectivos específicos entre los 15 a 49 años. Estas se llevarán a cabo en cuatro distritos de la ciudad de Madrid y en las localidades de Fuenlabrada y Parla, con objeto de detectar precozmente la infección de COVID-19 en población asintomática y cortar las cadenas de transmisión en las zonas con mayor incidencia de casos, tal como detalló el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero.

En concreto, y siguiendo la intervención comunitaria de la Dirección General de Salud Pública que continúa mañana en la localidad de Móstoles, Sanidad citará diariamente a 1.500 madrileños de colectivos específicos entre los 15 a 49 años, entre los que se observa una mayor transmisión, a través de mensajes SMS. La realización de las pruebas se repetirá el lunes en el distrito madrileño de Carabanchel, el martes en Usera, el miércoles en Villaverde, el jueves en Fuenlabrada, el viernes en Parla y el sábado, de nuevo, en Puente de Vallecas.

En un plazo no superior a 48 horas, el usuario recibe por teléfono el resultado de su prueba, tanto si es positiva como negativa. En conjunto y con datos provisionales, el porcentaje de los participantes que ha resultado positivo a la infección de COVID-19 es de un 2,8%. Los resultados negativos son informados desde el Centro de Atención Personalizada y técnicos de Salud Pública realizan la encuesta epidemiológica a los positivos, identifican los contactos estrechos y les indican la cuarentena. El seguimiento se realiza desde Atención Primaria.

Esta intervención comunitaria se complementa con actividades de educación de la salud para reforzar las medidas de prevención y la importancia del aislamiento y cuarentena en el control de la transmisión. De hecho, cada usuario recibe un documento informativo para descargarse consejos en caso de resultar contacto de una persona positiva al COVID-19 o, por otro lado, tener la infección.