El Hospital público 12 de Octubre de la Comunidad de Madrid ha puesto en marcha un modelo integral de cuidados del recién nacido prematuro y su familia, único en España y uno de los primeros de Europa. Tras una inversión de casi 4 millones de euros que ha permitido una renovación arquitectónica y tecnológica global de su Servicio de Neonatología, este centro hospitalario de la capital dispone de habitaciones familiares individuales para el ingreso de bebés en situación crítica, incluso en el caso de gemelos o mellizos, dotados con cama para que los padres puedan estar junto a ellos.

El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha visitado el Servicio de Neonatología del Hospital 12 de Octubre para conocer este innovador plan de atención al neonato, que se completa con el programa de formación ‘Cuídame’, con el que los progenitores mejoran su participación en el cuidado de su hijo.

Tras la remodelación arquitectónica llevada a cabo, este servicio cuenta con habitaciones familiares individuales para pacientes en cuidados intensivos con una superficie de 17 metros cuadrados y otras más amplias, de 25 metros cuadrados, para el caso de gemelos o mellizos. Asimismo, se han incorporado nuevas tecnologías para poder vigilar al niño en situación crítica y controlar, desde fuera de la habitación, el equipamiento que le da soporte, mediante pantallas que muestran a los profesionales la misma información que si estuviesen junto al niño.

Este modelo de atención que integra innovación y modernidad en la creación de nuevos espacios y utilización de tecnología, proyectados de forma coordinada, supone un gran avance en los cuidados neonatales en España. Hasta el momento, este tipo de habitaciones individuales y el equipamiento de vanguardia asociado son únicos en nuestro país y tienen escasos homólogos en Europa.