Arranca un curso escolar atípico y plagado de dudas, en donde es el objetivo prioritario es garantizar la presencialidad de los niños en las aulas pero con todas las garantías de seguridad. Los centros educativos ya están poniendo todo de su parte para que la vuelta al cole sea lo más segura posible dentro de las circunstancias que estamos viviendo, pero las familias también debemos tomar medidas para evitar la propagación del virus.

Esto es lo que debes hacer cuando tu hijo regrese a casa del colegio

A la hora de llevar y recoger a los niños del cole, los expertos aconsejan que no lo hagan los abuelos o personas de edad avanzada, pues en caso de contagio ellos tienen más probabilidades de enfermar de gravedad. Además, cuando los niños regresen a casa deberán seguir un protocolo de higiene que ayude a minimizar los riesgo de contagio.

Estas son las recomendaciones que nos ofrecen al respecto desde la Clínica Universidad de Navarra:

  • En primer lugar, quitarse los zapatos en el rellano o en la entrada de casa
  • A continuación, los niños deberán lavarse las manos con agua y jabón o solución hidroalcoholica y no tocar nada hasta tenerlas bien limpias
  • Después se aconseja quitarse la ropa con la que el niño ha estado en el colegio y dejarla aireando y sobre todo expuesta a la luz solar. Además, nos recuerdan que debemos poner la lavadora a una temperatura superior a 40 grados
  • Si es posible, se aconseja que el niño se duche nada más llegar a casa
  • Objetos que el niño haya llevado al colegio, como gafas, pendientes, anillos, teléfono móvil...deberán ser desinfectados con agua y jabón o solución hidroalcohólica
  • En lo que respecta a la fiambrera, cubiertos, tazas o similar, deberemos lavarlo con agua y jabón o preferiblemente en lavavajillas a una temperatura de 60 grados
  • Se aconseja desinfectar de manera habitual la cocina y el cuarto de baño con detergentes en cuya composición esté presente la lejía. También podemos preparar nosotros mismos la mezcla añadiendo 25 ml de lejía por cada litro de agua.
  • Mantener bien ventiladas las zonas comunes.