Sofía Ruiz del Cueto es médico, profesora y madre de dos niños. A raíz de una peregrinación, junto con un grupo de personas, sintió la necesidad de traer el canal de Madre Angélica a España. Actualmente es vicepresidente de programación y producción de EWTN España.

Desde el pasado día de la Inmaculada han comenzado a transmitir en nuestro país. Analiza la necesidad de este canal en la sociedad española, que considera vital, pues las televisiones generalistas llevan años rompiendo con la familia y con los valores católicos.

La idea de traer EWTN a España nace precisamente en la Basílica de la Virgen del Pilar, al menos la idea de hacer algo por Dios...¿Cómo empieza la historia?

Como bien dices nace de una peregrinación de Lourdes a Madrid y que culmina ante la Virgen del Pilar, después de haber pasado por varios santuarios marianos terminamos en Zaragoza poniendo a los pies de la Virgen nuestras vidas, nuestras intenciones y preguntándole que es lo que Dios podía querer de nosotros y cómo podíamos hacer para trasmitir todas las gracias que habíamos recibido a otras personas. Al principio pensamos todos que Dios nos pedía crear un colegio y nos fuimos todos de vacaciones de verano.

¿Qué pasó después?

A la vuelta, uno de los integrantes de ese grupo, José Carlos, llegó con la idea de traer EWTN a España, un canal del que nosotros no habíamos oído hablar nunca, a pesar de ser el canal católico más importante del mundo y de hecho EWTN Radio es la radio más importante del mundo, no solo de las católicas, sino de las radios en general. Al principio nos chocó, pues ninguno somos del mundo de la televisión, ni de los medios de comunicación y nos parecía algo muy complicado y muy difícil para nosotros. Pero a medida que fuimos conociendo el proyecto la cosa cambió. Nos fuimos a Alabama a conocer las instalaciones y el equipo que trabaja desde allí.

¿Qué conclusión sacaron tras el viaje a los estudios centrales de EWTN en Alabama?

Nos dimos cuenta que es un canal que podía hacer muchísimo bien. Hay millones de cartas de personas a las que EWTN ha cambiado literalmente la vida, desde aquellas personas que no tenían fe y se han convertido de manera milagrosa, a aquellas que teniendo fe estaban en momentos difíciles y encontraron la paz y al Señor cuando más lo necesitaban. Eso es lo que quisimos traer a España, para que los españoles también tengamos acceso a esa alegría y esa paz que da el Señor y la Virgen María.

La señal de EWTN ya llegaba a España, ¿En qué medida van a hacer programación propia?

Es verdad que la señal de EWTN ya llegaba a España a través de diferentes plataformas como Movistar. Lo único que llegaba la señal del canal de EWTN hispanoamericano, con lo cuál los horarios no eran los que más se adecuaban a los nuestros y la programación culturalmente no es igual a la nuestra. Por lo tanto era más difícil conectar con el público español a través de este tipo de programación. Por eso, hemos querido traer un tipo de programación más adaptada a nuestra sociedad. Para ello nos valemos de los magníficos programas que se están realizando aquí en España como de los mejores programas que tenemos en otros países (Estados Unidos, Hispanoamérica, Alemania, Inglaterra...). Queremos traer los mejores contenidos para los españoles.

Para conseguir esto, que no es fácil, hemos tenido que ir alternando programación propia durante determinadas horas dentro del canal hispanoamericano de EWTN. Vamos a emitir desde las 9 de la mañana a la 1 de la tarde programación exclusivamente española. La idea es ir poco a poco ocupando una franja horaria más amplia con programación propia hecha en España hasta llegar, si Dios quiere, a cubrir las 24 horas.

¿En qué plataformas están ahora y en cuáles quieren estar?

Estamos en las plataformas más importantes. En Movistar en el canal 143, en Vodafone en el 212 y en Orange en el 92.

Estamos haciendo ya nuestros propios programas. Es algo que requiere muchos recursos y no es nada fácil porque solo nos abastecemos de los donativos. Pero al fin y al cabo si esta televisión lleva funcionando desde 1981 y está en 150 países del mundo, será porque el Espíritu Santo así lo quiere, por lo que confiamos en la generosidad de los católicos españoles para sacar adelante este canal. No solo vamos a estar en las grandes plataformas, también estamos en conversaciones con Euskaltel para emitir dentro de poco allí. Y estamos hablando con otras pequeñas plataformas regionales para llegar al máximo número de televidentes posibles.

Igualmente estamos poniendo en marcha un pequeño estudio de grabación de sonido para doblar los programas que traemos de fuera. Todas aquellas personas que tengan programación de evangelización son bienvenidas a difundirla a través del canal de EWTN.

Es muy importante la calidad de la programación, pero después hace falta una grandísima labor de difusión para que se beneficie el mayor número de personas.

Como bien dices es absolutamente esencial la labor de difusión. EWTN no solo tiene que tener un gran contenido sino que tiene que ser conocido por muchas personas de manera que se beneficie del canal el mayor número de almas. Para ello vamos a realizar una campaña de publicidad, inicialmente dentro de las propias plataformas, pero a medida que vayamos creciendo lo haremos a otros niveles, incluso a nivel de publicidad en la calle, para que todo el mundo sepa que EWTN ha llegado a España y que se pueden beneficiar de este canal.

¿Hasta que punto España, que tiene, muchos canales generalistas, en estos momentos necesita un canal 100 % de evangelización?

Los canales generalistas son todos muy parecidos. No existe un canal en las televisiones en abierto 100 % de evangelización en donde se hable la verdad, sin ligaduras políticas ni de ningún tipo. Nosotros representamos a toda la Iglesia, en su variedad, en su grandeza...y estamos abiertos a todos los grupos de la Iglesia para que puedan evangelizar a través de EWTN.

Es muy necesario este canal, pues los medios generalistas se han dedicado a dilapidar, a romper con los valores católicos, aquellos que han construido nuestra sociedad y que son los que nos hacen felices. Los medios generalistas se han dedicado a romper con la familia y la familia es la base de nuestra sociedad y de todo ser humano. Se han dedicado a romper con las relaciones interpersonales, a poner en oposición a las mujeres contra el hombre, a los jóvenes contra los mayores, a crear un individualismo y a aislar a las personas. Eso hace una sociedad más individualista y más triste. Nosotros queremos devolver a la sociedad la alegría y el orgullo que representa el ser católico. Por eso un canal como EWTN, 100 % católico, no solo es necesario, sino es vital para nuestra sociedad actual.