El Ayuntamiento de Navalagamella y su alcalde, Andrés Samperio, han izado hoy la Bandera de España a la entrada de la localidad madrileña para cubrir su cielo y su horizonte con la Enseña de la Patria que a todos cobija, que a todos ampara y hermana, y que a todos nos hace libres e iguales en una Historia compartida y en un destino común.
 
Pues eso, y no otra cosa, es lo que la Bandera de España representa: a todos los españoles, incluso a los que, confundidos, equivocados o envenenados, abdican, abominan o reniegan de su condición y de su gentilicio. España es nuestra cuna, nuestro camino y nuestro destino, y su Bandera, izada al viento de Navalagamella, es el permanente recuerdo de lo que fuimos, de lo que aún somos y de lo que debemos seguir siendo: españoles.
 
Cuando el tiempo del Coronavirus haya pasado, y la situación sanitaria lo permita, el Ayuntamiento de Navalagamella procederá al izado oficial de la Bandera de España. Mientras tanto ondeará sin más protocolo que el amor y el respeto de los vecinos, de la Corporación Municipal y, por supuesto, de su alcalde, Andrés Samperio.
 
120111839_1482275011944877_1190192387577682959_o