José Manuel González Alfaya es sacerdote diocesano de Toledo y capellán del capítulo de Nuestra Señora del Sagrario de la Peregrinación NSC-ESPAÑA. Será el encargado de predicar el Retiro de Adviento que se celebrará del 3 al 6 de diciembre en la Casa Diocesana de Ejercicios de Ávila. Este retiro es una nueva convocatoria de la Asociación Nuestra Señora de la Cristiandad – España.

Hablamos con él brevemente sobre todo lo relativo al retiro, enmarcado en el pujante apostolado de NSC- España, en su primer año de existencia. Además de este retiro tienen previsto realizar otro en Cuaresma y se está barajando un curso de gregoriano. Les animamos a las personas que lo deseen a participar en el retiro https://nscristiandad.es/inscripcion y pedimos oraciones por el apostolado de esta asociación.

¿Por qué decidieron en NSC- España organizar un retiro de Adviento?

 En primer lugar, desde NSC-ESPAÑA agradecerte la oportunidad que nos brindas de hablar de este retiro de adviento.

Vamos con la respuesta a tu pregunta. La iniciativa de la Peregrinación tradicional a Covadonga resultó exitosa como convocatoria de fieles ligados a la misa tradicional. Es posible, desde el carisma propio y las particularidades de cada lugar concreto donde se celebra la santa misa, hacer cosas juntos.

Sin querer suplir las iniciativas locales que en algunos lugares son frecuentes y abundantes pero en otros nulas o escasas, desde la organización de NSC-España, se ha considerado la posibilidad de ofrecer algunas actividades a lo largo del año como este retiro de Adviento.

Es bueno que entre la peregrinación anual de un año y otro haya alguna actividad para crear comunidad y mantener la unión espiritual entre los participantes.

Sí. Es posible hacer cosas juntos y es importante. Estas convocatorias que nos aúnan son muy beneficiosas para nosotros y para la misma causa de la Tradición. Nos libran de los guetos donde podemos y quieren encerrarnos, nos ayudan personalmente en nuestro crecimiento espiritual y dan una visibilidad fuerte de lo que significa y conlleva ir a la Misa tradicional.

Además que el objetivo de la peregrinación además de la defensa de la liturgia tradicional y la cristiandad es el crecimiento espiritual en aras a la santidad y para ello los ejercicios espirituales son un poderoso instrumento.

Quisiera aclarar que realmente haremos un retiro y no, propiamente, ejercicios espirituales según el método ignaciano que requieren más tiempo y que, al menos, a mi juicio, han de ser mínimo de una semana.

El retiro es lo que dice su mismo nombre: apartarse de nuestra actividad habitual, detenernos, hacer silencio en nuestro exterior y en el interior para dedicarnos a Dios, a escucharle con calma, a meditar su Palabra, a dejarnos iluminar por el Espíritu Santo que es el verdadero maestro de las almas.

"Sólo una cosa es importante, María ha escogido la mejor parte". En nuestro tiempo donde el activismo nos absorbe y nos impide dedicarnos a la vida del espíritu, se hace imprescindible retirarnos y hacer examen de como está nuestra relación con Dios y nuestra vida de fe.

Ahora se escucha mucho el término auditorías, referido al ámbito empresarial. Nosotros hemos de hacer auditoría de nuestra vida para no vivir sin sentido, sino ordenados a Dios, nuestro fin último y sumo bien.

No es casualidad que el retiro sea en Ávila, una de las ciudades más bonitas de España, que rezuma cristiandad y espiritualidad teresiana.

Un lugar muy especial para la fe de todos los españoles donde vivió y se santificó la gran mística, doctora de la iglesia y maestra universal de oración, santa Teresa de Jesús. Ella será nuestra maestra en estos días en el arte de "tratar a solas con Aquel que sabemos que nos ama".

En la casa de ejercicios de Ávila desde hace ya 3 años se viene celebrando el Encuentro de verano "Vayamos jubilosos" para familias y personas ligadas a la misa de siempre. Esto ha facilitado la organización de este retiro debido a la situación tras el motu proprio TC, que requiere la autorización del obispo diocesano, que nos ha sido concedida. Desde aquí, nuestro agradecimiento al Sr. Obispo de Ávila y también al personal de la Casa Diocesana de Ejercicios.

Otra razón más práctica, por la que se ha escogido la ciudad de Ávila, es facilitar los desplazamientos desde los diferentes puntos de nuestra geografía patria.

Las propias murallas de la ciudad son un símbolo de mística y de fortaleza espiritual.

Santa Teresa en sus escritos continuamente utiliza imágenes muy similares como el castillo o el palacio. La muralla se construyó para defenderse en tiempos de luchas y combates. Su maravillosa vista nos recuerda la enseñanza del libro de Job: la vida del hombres es milicia sobre la tierra. Un combate que como dice el Apóstol: "no es contra la carne y la sangre, sino contra los Principados, contra las Potestades, contra los Dominadores de este mundo tenebroso, contra los Espíritus del Mal que están en las alturas". Por eso queremos tomar "las armas de Dios": Así nos exhorta el apóstol: "En pie, pues, ceñida vuestra cintura con la Verdad y revestidos de la Justicia como coraza, calzados los pies con el Celo por el Evangelio de la paz, embrazando siempre el escudo de la Fe, para que podáis apagar con él todos los encendidos dardos del Maligno. Tomad, también, el yelmo de la salvación y la la espada del Espíritu, que es la Palabra de Dios; siempre en oración y súplica, orando en toda ocasión en el Espíritu." (Cfr. Efesios 6, 14-18)

¿Podría precisar un poco más acerca de cómo se desarrollará y cómo será la dinámica del retiro?

La santa misa diaria será el centro de nuestro día, celebrada con la mayor solemnidad dentro de lo posible. Solemnidad que será estímulo y fruto, al mismo tiempo, de la vivencia y unión de todos los participantes con Nuestro Señor, Sacerdote y Hostia, que se inmola en nuestros altares para la salvación del mundo.

El sacrificio de la misa será continuado con el sacrificio de alabanza cantando diariamente tres horas del Oficio Divino: prima, vísperas y completas.

A esto añadiremos el tiempo de meditación, guiado por las pláticas, y la oración personal donde nos dispondremos a escuchar a Dios.

El ambiente de silencio y recogimiento nos ayudará a vivir estos días muy unidos al Señor.

No podrá faltar el rezo del rosario diario, unidos a la Virgen María, maestra única y singular de oración, pues ella "guardaba todas estas cosas y las meditaba en su corazón".

Las comidas serán también en silencio escuchando santas y buenas lecturas, para no disiparnos del recogimiento.

Todo esto puede parecer muy saturante; pero de todo lo que se ofrece en el retiro ha de escogerse con libertad aquello que ayude al alma a entrar en unión con Dios.

¿Con qué actitud interior hay que venir al retiro, que será en régimen de internado y silencio?

Principalmente creo que ha de excitarse en nosotros un vivo deseo de que este tiempo sea un momento de gracia, de encuentro más cercano con el Señor, de querer responder a su llamada en nuestro día a día, de revisar nuestro estado espiritual... En definitiva, de querer ser santos. He aquí el fin de todo cuánto hacemos y toda nuestra vida, pues como diría santa Teresa: "el que se salva, es el que sabe; y quien no se salva, no sabe nada".

Tras el éxito de la peregrinación a Covadonga y la gran afluencia de peregrinos españoles al Summorum Pontificum de Roma, ¿Cuánta afluencia esperan en el retiro?

En nuestra mentalidad mundana, nos importa mucho el número, pero los criterios de Dios son diferentes. De mi parte, ya hace mucho tiempo, que estoy curado de medir las cosas por el número de participantes.

El Señor dice en el Evangelio que si dos o más se reúnen en su nombre, él se hará presente con su gracia. Asegurada la presencia del Señor y la asistencia del Espíritu Santo, ya con eso nos basta.

Por otro lado, creo que será una afluencia grande: las almas tienen hambre de Dios. Aunque somos conscientes de que los retiros y encuentros de oración no son algo de multitudes.

¿Tienen prevista alguna otra actividad antes de la próxima peregrinación a Covadonga?

Sí. NSC-España quiere ofrecer otro retiro para el tiempo fuerte de cuaresma y se está barajando la idea de un curso de gregoriano. Por otro lado, se ofrecerá un curso específico para los jefes de capítulo, debido a la responsabilidad que tienen en el desarrollo de la Peregrinación.

¿Qué diría a aquellas personas indecisas para que se animen a hacer el retiro?

A los que ya están inscritos, felicitarlos por apuntarse y darse está oportunidad de crecer en la amistad con el Señor. En Ávila, nos veremos, D.m.

A los que están indecisos, que no tengan miedo a Dios y se animen a venir. Siempre somos muy tentados en las cosas que se refieren a Dios: pereza, temores, dudas, ciertos escrúpulos y, a veces también, impedimentos materiales. Dios es infinitamente generoso. Si nosotros le damos algo, Él se nos da personalmente y paga al ciento por uno. En Ávila, os esperamos.

A los que no puedan venir o simplemente no lo consideren oportuno, y a todos aquellos que lean esta entrevista, les pido que se unan a nosotros en oración y rueguen a Dios y a la Santísima Virgen por los frutos de este retiro. En Ávila, también os tendremos presentes en nuestras oraciones.