El portavoz del Grupo Municipal VOX, Pepe Gosálbez, ha defendido la labor policial tras el desalojo de un edificio en estado ruinoso en la calle Manuel Arnau, en la Creu Coberta, en la que quedaban tres familias okupando el inmueble. “Esto no es ni Cuba ni Corea, esto es España. Hay que defender la propiedad privada y hay que dar apoyo jurídico a los propietarios”.

Gosálbez ha explicado que el edificio era un peligro tanto para la gente que lo estaba ‘okupando’ como para el resto de los vecinos del barrio. “Podría haber ocurrido una desgracia” y ha insistido en que para evitar que estos casos lleguen a este extremo “hay que mejorar la coordinación entre las fuerzas de seguridad y la justicia”.

Por último, el portavoz ha lamentado que en muchas ocasiones se antepongan los intereses de los ‘okupas’ al de los propietarios de las viviendas. “Hay que endurecer el delito de usurpación, amparar a la víctima y cargar contra el verdugo. En un estado de derecho no cabe otra acción que actuar con rapidez, diligencia y eficacia para defender la legalidad”, ha asegurado.