Enrique de Vivero, coronel retirado del Ejército Español. Doctor en Ciencias Militares por el Ejército Brasileño, Diplomado de Estado Mayor por el Ejército Español, Curso de Alta gestión y Administración de Recursos por la Escuela Superior del Ejército y Curso de Paracaidista.

Su carrera militar ha transcurrido en unidades de la Legión, llegando a ostentar el cargo de Coronel del Primer Tercio de La Legión en Melilla, ha compaginado esta faceta operativa con destinos en el extranjero, Brasil, El Salvador y Argentina.

Habla Inglés y Portugués, está casado tiene tres hijas y seis nietos. Actualmente vive en Alhaurín de La Torre (Málaga) y fue candidato en las últimas elecciones municipales al Ayuntamiento de Málaga.

El coronel Enrique de Vivero es desde hoy nuevo colaborador de El Correo de España. En esta entrevista valora brevemente sobre lo que supone para él escribir en ECDE.

¿Qué supone para usted colaborar en un medio como El Correo de España?

Para mi supone un nuevo reto el colaborar con un medio de ámbito nacional, a la vez que un orgullo el estar incluido en el equipo de magnificas firmas y colaboradores de El Correo de España.

Quiero agradecer a la dirección del medio la oportunidad exponer mis opiniones sin restricciones y al mismo tiempo compartir mis inquietudes y conocimientos sobe temas de defensa y seguridad, fundamentalmente.

¿Cómo valora la labor que realiza nuestro medio?

Mi valoración sobre este medio es muy positiva, sobre todo, por la libertad y claridad con que se manifiestan las opiniones en el mismo.

Unas de sus especialidades es Defensa Nacional y el tema de Marruecos.

Efectivamente, aparte de haber nacido en Tetuán, en Marruecos, he pasado gran parte de mi vida militar en el antiguo Sahara Español, en Ceuta y Melilla .Conozco las islas y peñones españolas en el norte de África, por haber estado destacado en ellas.

Las relaciones y controversias entre España y Marruecos, son temas habituales en mis artículos e intervenciones en radio.

¿De qué otros temas va a tratar?

Mis artículos van dirigidos a la geopolítica, aunque me gusta defender las causas difíciles, como es la situación en la que quedan los soldados licenciados mayores de 45 años. Por mi edad represento a los jubilados y pensionistas, que son los grandes perjudicados de las crisis económicas y sociales.

¿Cómo le ha marcado en su vida pertenecer a la Legión?

He permanecido en la Legión en todos los empleos militares, desde teniente hasta coronel, cuándo estuve al mando del primer Tercio de La Legión en Melilla.

La Legión, que ya cumplido 101 años ,es un estilo de vida dentro del Ejército, te marca mucho su idiosincrasia, el legionario que yo tuve a mis órdenes en 1972, era distinto al actual, tanto en procedencia ,nacionalidad y formación, pero tanto aquel legionario como el actual comparten una filosofía de vida reflejada en el Credo Legionario, nuestros espíritus. Este estilo de vida, marcado por su fundador el Teniente Coronel Millán Astray, refleja la mística, el sacrificio y la disciplina que se exige en las unidades legionarias. Sin duda el legionario es el mejor soldado del mundo.

Háblenos de la importancia de que haya medios que defiendan la historia de España y la esencia de nuestra patria.

Hoy en día hablar de la patria, de la defensa de España parece trasnochado, durante muchos años los ejércitos fueron los garantes de mantener el espíritu de nación. Napoleón creó la recluta universal como un gran logro de la revolución.

Estos valores que no se enseñan en las escuelas y colegios quizá nos debería hacer pensar, en la forma de recuperar el servicio militar para inculcar a nuestros hombres y mujeres, los valores de patria, compañerismo, lealtad, en una palabra el servicio a nuestra nación. Por eso es muy importante que haya medios que tengan conciencia de transmitir estos valores y dar a conocer la historia de España, tristemente en estos días se aprueba que la historia de España quede mutilada en el bachillerato y se niegue el conocimiento de quien fue Isabel La Católica, como se descubrió América, y como Carlos I y Felipe II llegaron a tener un imperio donde no se ponía el sol.

Todo esto es producto del sectarismo y de la ideología obsoleta de la izquierda más rancia.

Tras su paso por Vox, ¿Cómo afronta la andadura en el nuevo partido TÚpatria?

Estuve en VOX con una gran ilusión y desarrollé, con un buen equipo, una campaña de elecciones primarias en la provincia de Málaga, que después de ganarlas, estuvo boicoteada desde el principio por la cúpula del partido a nivel nacional, no gustaban las formas democráticas que habíamos prometido en campaña. VOX es un partido rígido sin más participación de los afiliados que pagar las cuotas, dejan mucho que desear los usos democráticos de los dirigentes de ese partido.

Desde TÚpatria afronto con mucha ilusión esta nueva etapa en este nuevo proyecto que tenemos la seguridad que nos va a llevar a buen puerto.

¿Cuáles son los principales puntos de su ideario político?

Somos un partido liberal conservador, amantes del liberalismo en el aspecto económico y conservadores en el ámbito social.

El dinero donde mejor está, es en el bolsillo del ciudadano, los presupuestos que confeccionan los partidos cuándo gobiernan tienen el problema que primero deciden lo que quieren gastar y después se dedican a poner todo tipo de impuestos para arreglar las cuentas sin tener en cuenta la situación de sus ciudadanos.

No nos gusta que nos estén prohibiendo lo que podemos hacer y que nos obliguen a cambiar nuestra forma de vida.

El gobierno actual tiene como fin primordial acabar con nuestra forma de vida tradicional, acabar con nuestras raíces cristianas, con todo tipo de prohibiciones y sugerencias absurdas para derribar el edificio constitucional que dio origen a nuestra monarquía parlamentaria. Con Pedro Sánchez se va quedar corta aquella frase de Alfonso Guerra de a “España no la va conocer ni la madre que la parió”.