Asistimos estos aciagos días a la encerrona que TVE, con el placet de Moncloa, ha intentado montarle a Santiago Abascal, cabeza visible de VOX - sin éxito alguno, dicho sea de paso - en una estudiada entrevista difundida en hora punta, con un estudiadísimo guión de preguntas capciosas que, pese a su zafiedad y estupidez, esa misma noche serían secundadas y aplaudidas en RNE por un escogido elenco de tertulianos/as dóciles y ortodoxos - como los de TVE - y en línea con lo que ahora se lleva en ese enjambre de mentirosos e hipócritas que componen la "gauche divine" del PSOE y su acompañante la coprófaga PODEMOS. Entre todos los temas propuestos por TVE destacó uno que ha sido repetido, comentado y explotado por RTVE y por sus medios afines - afines a Moncloa - con la peregrina idea de hacerle daño a Abascal, pese a que los hechos reflejados por la Prensa mundial y algunas instituciones de investigación geopolítica no han hecho sino darle absolutamente la razón. Ese tema no es otro que el de la masiva inmigración magrebí y subsahariana, descontrolada, promovida y apadrinada por los irresponsables gobiernos socialistas de algunos países europeos, entre ellos España.

No es ningún secreto (no debiera serlo, para que luego nadie se queje) que VOX se opone a la locura de abrir las fronteras a una indiscriminada masa de "refugiados" y "supuestos refugiados"; como se opone a que cualquier extranjero, del color que sea, pueda entrar en España sin cumplimentar los requerimientos legales para ello; como aboga por la inmediata expulsión/deportación de todo aquel inmigrante, legal o ilegal, que cometa cualquier tipo de crimen, tipificado como delito grave por nuestro ordenamientro jurídico. Paralelamente, no creemos que sean muchos los votantes de VOX que vean con agrado como muchos inmigrantes abusan de nuestra generosidad con beneficios sociales inmediatos, que en tantos casos sobrepasan a los que puede llegar a alcanzar un españolito de a pie después de muchos años de trabajo y cotizaciones. En el caso que nos concierne, la trampa tendida por TVE y RNE se centró en un par de estadísticas contradictorias sobre la autoría de los asaltos a mujeres, y en el tema de las expulsiones "en caliente", a la entrada en el país ,sobre el que Abascal no tuvo empacho de afirmar que estaba a favor de las que se produjeran "en caliente, en templado y en frio", para después aclarar que cualquier inmigrante delincuente debería ser deportado sin más, como ocurre en tantísimos otros países.  

Muy pocos han sido los medios que se han atrevido a darle la razón - como nosotros - pero no ha hecho falta, porque toda la razón se la han dado los hechos y el entusiasmo con el que los españoles bien nacidos se convocaron por las RRSS para no perderse una entrevista que batió todos los récords de audiencia, sobrepasando abrumadoramente las cuotas de similares entrevistas al pepero de Casado y al sociata de Sánchez. Pero si esos son argumentos que algunos calificarán de subjetivos e incluso personales, los hechos a nivel europeo , denunciando con muchos muertos y heridos el presente y gravísimo peligro de la invasión terrorista, oculta en esa deforme masa de "refugiados" ilegales ,son los más acuciantes argumentos objetivos que se puedan aportar al debate, como veremos a continuación:

Un muy reciente informe - "Lo que la migración terrorista por fronteras europeas puede enseñarnos sobre la Seguridad Fronteriza norteamericana" - firmado por Todd Bensman-, un destacado investigador del Centro de Estudios de la Inmigración, describe con todo detalle cómo hordas de terroristas disfrazados de inmigrantes han entrado en la Unión Europea para cometer actos terroristas. El trabajo, pese a ir dirigido al público norteamericano, es sumamente relevante para el europeo. Entre muchas conclusiones de índole reservada, Bensman señala que "Entre el 2014 y el 2017, 13 de los 26 países-miembro del Area Schengen que conforman sus fronteras han registrado más de 2,5 millones de detecciones de entradas ilegales". "Durante la "crisis migratoria" entre 2014 y 2018 la mayoría de los viajeros que pudieron moverse libremente entre los países-miembros del Area provenían del Oriente Medio, Siria, Iraq, Afganistán, Pakistán, Somalia y Eritrea". "La masiva presencia de agentes terroristas del ISIS sólo pudo detectarse después de que algunos de ellos cometieran el ataque de Noviembre 2015 en Paris y el de Marzo 2016 en Bruselas". A guisa de advertencia, Bensman concluye que "Cómo la migración y el terrorismo están intercalados como fuerza destructiva contra Europa, y la correspondiente respuesta del continente al respecto, son temas que siguen sin ser reconocidos, ni documentados, ni analizados".     

Más datos: Entre Enero del 2014 y Enero del 2018, un mínimo de 104 extremistas islámicos considerados muy peligrosos entraron en Europa confundidos entre dos millones de personas. Afortunadamente, los 104 fueron muertos o arrestados en nueve de las naciones europeas, tras participar en ataques de distinto tipo, o tras ser arrestados por su pertenencia a grupos calificados como terroristas. La mayoría de dichos 104 terroristas - 75 de ellos - eran miembros activos del ISIS, y 13 lo eran del frente Jabhat Al Nusra. Otros lo eran del Ahrar Al Sham, Talibán, Lashkar-e-Taiba, Al Shabaab o del Emirato del Cáucaso. De los 104, 29 intervinieron en 16 tentados completos en territorio europeo. Esos atentados causaron 170 muertos y un mínimo de 878 heridos. Un mínimo de 27 eran miembros de células operativas despachadas por el ISIS escondidas entre la masa de inmigrantes. Casi todos los 27 participaron en los atentados de Paris en Noviembre 2015 y de Bruselas en Marzo 2016. Muchos otros de los infiltrados cometieron atentados menores, agresiones y corrieron a cargo del proselitismo islamista y las comunicaciones clandestinas con el ISIS en Siria. La gran mayoría de ellos entraron en Europa como "refugiados de guerra" y gozaron de largos periodos de ayuda y subsidios de hasta 11 meses, tiempo éste que podría considerarse como el periodo de incubación de los atentados programados.

Podríamos aportar muchos datos más pero entendemos que lo ya escrito es suficiente para comprender que la suicida política migratoria del socialismo europeo en general, y de Pedro Sánchez en particular - que como simple gobernante "en funciones" firmó a escondidas el Acuerdo Migratorio Global-, propiciado por la Asamblea General de la ONU, comprometiendo a España en peligrosas y costosas obligaciones migratorias y sin comunicarlo a ninguno de los partidos políticos, ni antes ni después de la firma ha generado y sigue generando sucesos que, de por sí, constituyen argumentos más que suficientes para que cualquier español bien nacido deje a un lado su ideología personal y aplauda la prudencia, la energía y la valentía con las que Santiago Abascal se ha enfrentado al problema, antes de la entrevista, durante la entrevista y después de la entrevista. Y nadie nos negará que a la stalinista TVE y a su criada respondona RNE les salió el tiro por la culata...y en hora punta, para más INRI...