En España se rehabilita mucho y muy bien, en la medida de las posibilidades de los propietarios y las administraciones, aunque tenemos un bien, nuestro patrimonio histórico, muy vasto y muy repartido por el territorio.

Sin embargo, según el New York Times en español, empieza a haber casos, algunos mediáticos como el Ecce Homo, y otros más desconocidos, que han llamado la atención a nivel internacional

¿ES UN ESCANDALO? LA VISION DEL NEW YORK TIMES

Según este artículo del NYT en español, de Nicholas Casey “Una ola de malas restauraciones afecta el patrimonio de España. Otro caso de renovaciones arquitectónicas realizadas por aficionados ha desatado una controversia en España, muchos se preguntan si las autoridades hacen lo necesario para preservar el patrimonio del país.”

Toda una declaración de que pueden existir muchos más “Ecce Homo” de los que pensamos.

Según el NYT:

“La iglesia románica que está cerca del río en el pueblo de Castronuño se veía como muchas otras que abundan en esa región: no era demasiado decrépita para tener 750 años, pero tampoco estaba muy bien conservada. En noviembre, el alcalde Enrique Seoane se percató de algo que le sorprendió y causó un escándalo en España.

Imágenes de algunas reparaciones realizadas, fuente Ben Roberts NYT

En una foto tomada por uno de sus vecinos, Seoane alcanzó a ver una veta de cemento muy reciente que alguien había vertido en un arco indudablemente antiguo. Al parecer era un trabajo de reparación casera para evitar que se hundiera el lado este de la iglesia.

“El trabajo fue hecho por un “restaurador enmascarado” cuya identidad se desconoce, según le dijo el alcalde a un periodista local en un artículo que no tardó en propagarse por toda España.

Quizá esto genera la imagen de un superhéroe que, en secreto, acudió para ayudar a una iglesia derruida, pero no fue así como el público percibió esa noticia en España. Más bien hizo resurgir recuerdos desagradables en un país cuyos pueblos y ciudades pequeñas ya han sido afectadas por los adefesios que estos restauradores justicieros dejan a su paso.”

Imágenes de algunas reparaciones realizadas, fuente Ben Roberts NYT

Para quien no lo sepa, un material moderno como el acero o el cemento, con sus grandes resistencias y dilataciones muy diferentes a los materiales existentes en el monumento, (piedra/Madera) puede causar a largo plazo destrozos más importantes que los que podría ocasionar incluso una no intervención.

Según Nick Casey, alguien misterioso había vuelto a las andadas, esta vez en la iglesia de Santa María del Castillo, “construida hacia el año 1250 por los Caballeros Hospitalarios de San Juan de Jerusalén. El problema de Castronuño lo comparte toda España: esta tierra ancestral tiene muchas estructuras antiguas que necesitan reparación. Hay fuertes fenicios, castillos celtas, minaretes moriscos, murallas romanas, tumbas griegas de granito: vestigios de civilizaciones pasadas que llegaron para conquistar, todas con el deseo de dejar algo para la posteridad.”

Y Sigue: “no solo es la reparación de cemento mal hecha lo que hace que la gente se fije en la iglesia. ¿Quién instaló el sistema de alarma que parece que perforó la piedra antigua? ¿O el voluminoso conducto eléctrico que sobresale de una de las vetustas ventanas? Pareciera que eso se instaló hace muchos años, y nadie lo había notado. ¿Y por qué hay una malla metálica cubriendo el rosetón, y quién la puso ahí?”

OTRO ECCE HOMO

Muchos recuerdan el caso mediático de Cecilia Giménez, una abuela de más de 80 años de edad que llegó a los titulares en todo el mundo luego de su restauración fallida de un fresco casi milenario llamado “Ecce Homo”. El resultado fue tan malo que, al principio, las autoridades pensaron que la pintura había sido vandalizada. Los conservadores españoles de arte y arquitectura juraron que detendrían a estos indeseados restauradores aficionados. Pero parece que queda mucho por hacer, a pesar de este juramente. El peligro es el desconocimiento, no la voluntad o incluso el dinero, sino la ignorancia.

IGLESIA Y ALCAZABA DE FERREIRA (GRANADA)

Hoy les contaré el caso paradigmático de la iglesia de Ferreira en Granada. De Granada les digo que se rehabilita mucho y muy bien. es paradigmáticas y de referencia la rehabilitación de la Alhambra, desde la época de D. Leopoldo Torres Balbás ( aquí y aquí) que ha dado profesionales que me consta han trabajado en la Puerta de Toledo de Ciudad Real o incluso el Castillo de Buitrago y su tapial.

EL TEMPLO

 Se trata de una iglesia de tres naves con acceso desde la Plaza del Ayuntamiento, aunque, según entramos unas placas empiezan a mostrarnos algunos datos que nos llaman la atención. Por el exterior la torre muestra rasgos mudéjares ladrillo y revoco. Sin embargo, tanto Mármol de portal de los años 70 nos muestras solo la cara externa de los destrozos realizados internamente

Vistas de Torre e interior de la Iglesia de Ferreira (Granada).

 El techo de placas de yeso, y en los 3-4 placas rotas por la humedad, muestran rollizos de madera y la denostada actualmente Uralita (fibrocemento (tan usada hace años y ahora proscrita de la construcción). Mármol y aplacados de piedra que solo provocan mayores daños por humedades capilares, que ascienden así hasta casi el techo. Vemos que placas que se caen por dentro y fuera todo un peligro para los visitantes y parroquianos, además de mostrarse los revestimientos caídos.

 

Fotos interiores con desprendimientos, humedades, y la placa de la “restauración” de los años 80.

La obra de 1982, sin arquitecto al que culpar, hizo todo lo que no se debe hacer en una rehabilitación: la falta de intención de que no se note que has tocado, materiales muy distintos pastiches foráneos y con claras incompatibilidades con el monumento, solo vean las imágenes.

No me extraña que tengan cerrado el Centro de Interpretación dentro del mismo municipio, cuando hay medios para rehabilitar, faltan medios para formar, para enseñar a que la gente conozca y ame lo que es su patrimonio.

LA TORRE ALCAZABA

Tiene el pueblo una torre Alcazaba espectacular de 12 m de lado y 8,5 m de altura rehabilitada con participación de todos los andaluces (Junta Diputación Marquesado y Ayuntamiento) y chapada (chapada en este caso es cerrada, sin posibilidad de visitarla).

La Alcazaba de Ferreira se encuentra en la parte superior del pueblo, encajonada entre varias casas. Aunque se le denomine, alcazaba, castillo, o castillejo de Ferreira, en realidad esta fortificación es una torre de alquería, eso sí, de grandes proporciones, y por su aspecto exterior muy sólida.

Esta fortaleza fue edificada antes del siglo XII, pues el geógrafo al-Idrisi, que indica en esa época que en el Iqlim Buràira “hay una fortificación en la ruta que hay entre Almería y Granada”.

Se presenta como una gran torre de planta cuadrangular, de unos 12 metros de lado. Está tan embutida entre las casas, que los únicos flancos visibles, desde el exterior, son el Sur y el Oeste. Debió tener por lo menos dos plantas y una terraza superior.

Su base tiene un talud de mampostería de 4 metros de altura, que posiblemente se añadió como refuerzo al creciente uso de la artillería. El resto, hasta los 8,50 metros, es obra de tapial calicastrado, de 1,25 metros de grosor (tapial forrado de muro de mampostería de piedra y cal para protegerlo y reforzarlo).

El acceso a la fortaleza se realiza, actualmente, a través de un vano en forma de arco de herradura ligeramente apuntado, de fábrica de ladrillo, con un ancho de 1,20 m, abierto en la cara Sureste.

 

Vistas de Acceso a la Alcazaba, cerrada permanentemente.

Su interior, está estructurado en dos plantas articuladas en torno a un patio cuadrangular, sin techar, que ocupa todo el cuadrante Sur de la torre. Esta distribución en torno a un patio interior con estancias en forma de “L”, hace recordar al Fuerte de Lanteira, también sin posibilidad de visitarse.

Del patio partía la escalera de acceso a la primera planta, a 3,40 metros de altura, como seguridad ante la defensa interior.

En la planta baja existe un pequeño aljibe para uso exclusivo de la guarnición y un gran silo de almacenaje, de 2,50 metros de profundidad. El aljibe está enteramente excavado en la roca. Cuenta con una superficie de 1,60 metros de ancho por 2,40 metros de longitud. De la bóveda que lo cubría no se ha conservado nada.

En el ala Norte hay tres habitaciones: dos rectangulares a los lados y una cuadrada en el centro, cubiertas por forjados de rollizos y tablazón de madera. Todas las divisiones interiores de la torre son de tapial, apareciendo también reposiciones de mortero con mampostería. Este cambio de técnica constructiva parece guardar relación directa con el avance de la artillería cristiana.

La segunda planta cuenta con elementos defensivos: cuatro saeteras, una por cada lado.

En el exterior de la torre, y a unos tres metros de distancia se encuentra otro aljibe construido con muros de hormigón de cal de 70 centímetros de grosor. Su planta es ligeramente trapezoidal, mide 9 metros de largo por 2,15 metros de ancho y cuenta con 3 metros de altura.

Se cubre con una bóveda de cañón, realizada de mampostería de lajas. El brocal del aljibe se sitúa en el lado Sur. Este aljibe servía para el abastecimiento de la población de Ferreira durante la ocupación musulmana.

Tras la conquista castellana, tanto la torre como el aljibe exterior fueron integrados, en el siglo XVI, en un inmueble de estilo morisco y carácter nobiliario, conocido como “Casa Grande” o “Palacio”.

Utilizada posteriormente como dependencia para el ganado y granero el aljibe también tuvo la función de bodega.

Como la mayoría de grandes fortificaciones construidas durante la dominación musulmana, esta torre de Ferreira tuvo que tener un recinto amurallado o albacar del cual no hay restos documentados, quedando por debajo de las viviendas colindantes.

Tanto la “Casa Grande” como la Torre fueron restauradas, a principios del siglo XXI, instalando en su interior el Centro de Interpretación de la Arquitectura Árabe. Aunque este centro inaugurado en 2007, actualmente se encuentra cerrado, y sin posibilidad de visitarlo. En cualquier caso, sólo se puede intuir este espectacular recinto y silo tras las rejas de la calle., con los coches aparcados delante.

 

Vistas de solado anterior en estancia adyacente y vista posterior de la iglesia de Ferreira.

 

¿Estos son los efectos de la ignorancia?, como dice el NYT, la joya destrozada en los años 80 y la joya milenaria ocultada en 2022.

¿Conocen algún caso de patrimonio destrozado por aficionados? Denúncienlo en estas páginas, no lo permitan, dejen trabajar a los profesionales, hay muchos y muy buenos.

Santiago Durán García

Arquitecto Técnico (UPM) MDI Máster En Dirección Inmobiliaria (UPM) EEM Gestor Energético Europeo (UPM European Energy Manager)

  1. 618.519.717 www.sduran.es /santiagodurangarcia@gmail.com /LinkedIn Santiago Durán

BIBLIOGRAFIA:

Artículo New York Times: ¿Es un escándalo?: una ola de malas restauraciones afecta el patrimonio de España de 5 de enero de 2022

https://rinconesdegranada.com/alcazaba-de-ferreira

BOLETÍN del CENTRO DE ESTUDIOS «PEDRO SUÁREZ» Estudios sobre las comarcas de GUADIX, BAZA Y HUÉSCAR Monográfico BALNEARIOS Y BAÑOS ÁRABES. EL BAÑO DE FERREIRA (GRANADA). APROXIMACIÓN ARQUEOLÓGICA. THE BATHS OF FERREIRA (GRANADA). AN ARCHAEOLOGICAL APPROACH. 1José Javier ÁLVAREZ GARCÍA*