No es la primera vez, ni será la última e incluso nos la terminarán cerrando. Los censores del Siglo XXI, pero que no son censores ya que lo hacen por tu salud mental, es decir, por un bien común muy superior y muy democrático han decidido que una de sus campañas tiene que ir dirigida a El Correo de España.

Como digo en el titular, eso es que vamos por el buen camino. Que los censores del Siglo XXI, aquellos que escenificó Orwell en su 1984, nos hayan echado el ojo, es que les escuecen las ironías y excelente pluma de nuestro Director Eduardo García Serrano, el catolicismo y defensa de la Hispanidad de nuestro Subdirector Javier Navascués, el negacionismo de la pandemia de Luys Coleto, la lucha que mantenemos contra la ideología de género a través de María Godoy y Jose R. Barrios y por supuesto les escuece y mucho, la defensa sin miramientos que hacemos de la Unidad de España y el intento siempre documentado de hacer llegar la verdadera historia de España a los que nos quieran seguir, a través de Julio Merino, Juan E. Pflüger, Carlos Fernández Barallobre, Juan Manuel Cepeda y más recientemente con el flamante nuevo colaborador Cesar Alcalá y si a ello le sumas que nuestras voces son de primer orden y que algunas están ligadas a la Fundación Nacional Francisco Franco, como el General Chicharro, Jaime Alonso o Tomás García Madrid, los esquemas mentales de su censura les chirría y les hace actuar.

Luego siguen revisando y se encuentran al Coronel Manrique, al Coronel Lorenzo Fernández, al Tte Coronel Area Sacristán y a civiles tan disidentes y cuerdos como Ramiro Grau, Diego Fierro, Tomás López, Jose Papparelli, César Bakken, Rafael Nieto, Pio Moa, Honorio Feito, Javier García Isac, Francisco Torres, Mario Conde o Álvaro Peñas, pues ciertamente, lo pienso friamente y yo también intentaría acallar la voz de El Correo de España.

No nos van a amedrentar y vamos a seguir con esta línea, pero eso si, no sin antes avisar a nuestros lectores que la manera que tienen de censura estos de Newtrall y Maldita, a la sazón Facebook y Whatsapp es limitarnos la visibilidad en dichas redes y por ende la difusión de la noticia y los ingresos. Todo hace mella y ni que decir tiene los ingresos también, asi que os pedimos un esfuerzo que es, buscadnos (con dicha censura no nos vais a encontrar a la primera) y difundirnos por todos los lados que sepáis y podáis: Whatsapp, Facebook, Twitter, correos electrónico y el boca a boca. Para nosotros es vital y para vosotros que creéis que estamos en el camino correcto también.

Como ya dijo Blas Piñar, "sin miedo a nada ni a nadie...adelante España", o como dijo el Caudillo: "Es verdad. Ellos lo tienen todo. Todo menos la razón".