Una vez más en El Correo de España anticipamos la información. Esta vez y a través de Juan Antonio Balsalobre Alcalde, colaborador habitual desde el día que este medio vio la luz en tiempos de nuestro primigenio Sierra Norte Digital, fuimos los primeros capaces de cuantificar el número de fallecidos que a día de hoy otras fuentes empiezan a hacer público como posibles.

Desde la lógica más aplastante y también desde Boom Radio Granada con Nony Toro o en el Programa de los miércoles Consejo de Sabios, además de en su blog personal, Balsalobre explicaba el porqué de los posibles 70.000 muertos que el gobierno, según cuenta Alfonso Rojo en Periodista Digital podría ser el secreto mejor guardado del actual Gobierno en esta crisis.

La verdad del Coronavirus, publicado el 13 de abril.

...un medio de comunicación andaluz, expone en portada que el número de fallecidos por coronavirus casi triplicaría la cifra oficial en Málaga

...Castilla La Mancha, asegura que por sus cuentas son 3000 los fallecidos por la primera pandemia del Siglo XXI. Este dato multiplica por 4,28 las cifras oficiales.

Cuando las matemáticas se mezclan con escalas productivas y aunque estas sean bajo la especialidad de muertos, suelen venir por rangos...  A groso modo y en conversación de bar esta cifra está entre 3 y 4 millones de contagios. (Datos que actualmente según algunos expertos son muy inferiores a la realidad)

Coronavirus y la realidad de los muertos, publicado el 5 de abril.

Haciendo mención al factor de multiplicación que el gobierno chino oculta, Balsalobre escribía:

Atendiendo a esto y siendo España un país más transparente donde se nos anuncian incluso los métodos para contabilizar muertos, nos deberíamos de preguntar con relación a todo esto, por cuánto tenemos que multiplicar nuestros muertos para poder tener un dato real de la catástrofe que estamos viviendo. ¿Por cinco, por seis, X 10? Multiplicado por 5, este fin de semana alcanzaríamos los 100.000 muertos

No cabe duda que aunque de manera sectorial y una vez contabilizados los contagios en los lugares donde se están haciendo de manera particular pero masiva, podemos observar que el porcentaje es infinitamente mayor que el extraído de los datos que aporta la Administración Sánchez. En un país de casi cincuenta millones de habitantes expuestos a ser contagiados, el gobierno actualiza sus cifras cada día, dejando en el día de hoy un número irrisorio y muy negativo en cuanto a la relación con el fin de esta pandemia. 200.000 positivos por Covid-19 significa que solamente hay 4 contagiados por cada 1000 habitantes. ¿Quién puede tener la poca vergüenza de dar ese dato y quedarse mirando a una cámara? Nadie. Ese es el motivo por el que Pedro Sánchez no levanta la mirada del suelo en ningún momento.

Podría haber datos de Comunidades Autónomas escondidos por orden del gobierno central que arrojarían porcentajes de contagio superiores al 65 %. Incluso este medio ha podido conocer por boca de familiares de guardias civiles, que en algunos puestos y comandancias del país, el porcentaje de contagiados implica un número de bajas y cuarentenas excesivo para ser compatible con los datos oficiales.

Según Balsalobre, no es momento de quitar gravedad al asunto ni cuidar el sentimiento de la sociedad desdramatizando la situación. Contra más contagiados, antes saldremos de esta crisis y eso es lo que hay que explicar en las televisiones. Además el asunto es demasiado grave y las víctimas tienen que servir para concienciar de lo que la sociedad se está jugando.